114-

Espanya, adéu-siau i “si te he visto no me acuerdo”

Balanzas fiscales

Pulse aquí para ir directamente a : Balanzas fiscales

Métodos de cálculo de las Balanzas fiscales | Método del flujo monetario | Método carga-beneficio | Cuentas públicas territorializadas

Mi perfilEspañoles, me llamo Narcís Subils i Pagès i Marí i Riembau… nada tengo que ver con vosotros: mi sangre no es vuestra sangre, vuestras costumbres no son mis costumbres; la lengua con la que ahora os escribo no es mi lengua, tan sólo la utilizo en estos momentos, pero no es la lengua que yo he mamado.

No tengo necesidad de separarme de vosotros porque nada tengo en común con vosotros, nunca hemos estado unidos. Desde hace trescientos años mis padres, abuelos, bisabuelos y demás antepasados no se han mezclado con vuestros padres, abuelos ni antepasados vuestros. Nada, pues, compartimos.

Ninguna necesidad tengo, pues, de entrar en un proceso independentista.¿Pero no creéis que tengo derecho a pediros que el dinero que pagamos los catalanes con nuestros impuestos sea gastado en beneficio de nuestra tierra, mi tierra, al igual que el vuestro en la vuestra; de luchar por mi tierra como vosotros luchéis por vuestra tierra?

castellers-Paris

manifestacion

Gaudi

Españoles, va por ustedes… de un catalán independentista
Narcís Subils i Pagès i Marí i Riembau i Piferrer i Prat i Margenat i … i…

http://www.dailymotion.com/video/x3vdd7w_segona-intervencio-de-tarda-al-debat-d-investidura_news

Tardà1

concierto3Ramon Cotarelo: ‘Què faran els Mossos quan els arribi l’ordre de detenir polítics catalans?’

Ramon Cotarelo
Entrevista al professor universitari i intel·lectual espanyol sobre el camí de la independència, les eleccions espanyoles, Podem i el referèndum

Si hi ha cap llengua a Espanya que s’expressa amb llibertat i sense manies sobre la voluntat d’independència de Catalunya, és la de Ramón Cotarelo. Aquest catedràtic de ciències polítiques i intel·lectual no s’està de dir allò que pensa, com ho pensa. No s’està de dir que Pedro Sánchez no és capaç d’entendre la qüestió catalana perquè ‘no dóna per a més’. No li fa res de denunciar que Pablo Iglesias i Podem han caigut en les mans de Julio Anguita i que han optat per la via leninista i bolxevica. Diu que Rubalcaba és un borbònic rosegaaltars que va posar Sánchez al capdavant del partit per la seva incapacitat d’entendre la realitat. Diu que l’esquerra espanyola viu una desorientació absoluta. I demana als independentistes que tirin pel dret. Fins i tot, proposa que el CATN elabori una constitució, que sigui validada pel parlament i se sotmeti a referèndum unilateralment. Cotarelo trepitja fort i parla clar, en aquesta entrevista:

—Quin paper han de fer els partits independentistes catalans al congrés espanyol?
—Jo crec que a l’independentisme català li passa com a Dr. Jekyll i Mr. Hyde. També té dues ànimes. Per una banda, té molt clar què ha de fer a Catalunya. Això ho té molt clar i no hi ha cap problema. Per una altra, al congrés espanyol ha d’escombrar cap a casa. I això es pot fer de maneres diferents segons com vagin les coses i les majories. En aquest compàs d’espera després del 20-D, l’independentisme ha fet un paper determinant al congrés.

—En quin sentit?
—Ha estat determinant fins al punt que les eleccions del 26-J són el producte de la idea que no es podia comptar amb els independentistes de Democràcia i Llibertat i d’Esquerra. Si no hi havia negociació per al referèndum, els independentistes no pensaven votar a favor i ni tan sols abstenir-se. No hi havia combinació possible si el PSOE s’obstinava a mantenir la negativa a un referèndum. Caldrà veure què passa ara amb l’aritmètica parlamentària. El fet més important és que a Catalunya s’ha de seguir el camí marcat. Aquesta és la decisió més sensata. I al congrés espanyol? Veure-les venir i escombrar cap a casa.

—Hi ha cap possibilitat d’un referèndum pactat amb l’estat?
—No. No n’hi ha cap. Són faves comptades. Tens 123 diputats del PP, 40 de Ciutadans i 90 del PSOE absolutament en contra. Quant suma? 253, oi? Doncs ja ho hem dit tot. Debat tancat. Vejam, no és una oposició tan radical com la que es va trobar Ibarretxe quan va presentar el seu pla, però això tan sols és per l’entrada de Podem, que té una actitud una mica diferent. No s’atrevirien a votar contra un referèndum, però tampoc no els agrada pas, la idea. Es limitaran a guardar les formes. Mentre el PSOE no canviï d’actitud, no hi ha res a fer. La dreta no canviarà mai.

—Així no hi ha cap opció…
—Si el resultat de les eleccions dóna una majoria a la dreta de PP i Ciutadans, quina opció hi ha? I si hi ha una gran coalició, PSOE-PP, tampoc no hi ha camí. I, fins i tot, si hi ha allò que jo penso que hi haurà, una coalició PSOE-Ciutadans amb majoria absoluta. Això és allò que compraran el 26-J els meus compatriotes. Pel mite del centre: cal castigar els extrems, PP i Podem. I aquesta majoria absoluta és tan contrària al referèndum com la dreta. Potser són més proclius a la reforma constitucional. Però aquesta reforma pot ser encara pitjor per a Catalunya que deixar-ho tal com està. No hi ha opció per a un referèndum pactat amb l’estat.

—A Catalunya hi ha veus que proposen de fer un referèndum unilateral. És la via per aconseguir la independència?
—Aquesta qüestió del referèndum unilateral ha d’anar acompanyada d’una reflexió més genèrica. L’estat no farà res. Ja ho hem vist. No farà res sinó impedir, entrebancar, frenar… perquè no pot atacar. Aquesta és la bona notícia. No està en condicions d’atacar. Però tampoc no cedirà. Amb l’estat espanyol, no s’hi pot comptar. Això vol dir que els catalans han de callar i quedar-se quiets? De cap manera! Que continuïn. Continuaran endavant i faran ben fet.

—Però quina via trobeu que cal seguir?
—Això ja ho decidireu vosaltres. Hi ha mil debats, sobre això. I dependrà de com s’articuli la relació de forces entre l’estat i la Generalitat, com també les relacions amb la comunitat internacional i, especialment, la Unió Europea. El protagonisme de la UE anirà creixent a mesura que el conflicte avanci i no hi hagi solucions clares. I és que l’estat no farà cap passa, però posarà molts impediments. Jo no crec que s’arribi a la suspensió de l’autonomia de Catalunya. No hi ha base jurídica per a fer-ho. Això no ho poden fer. Faran tant com sigui a les seves mans, però tenen límits.

—Així veieu clara l’opció del referèndum unilateral?
—Una repetició del 9-N, que per cert va ser un èxit absolut, potser es pot intentar. Per què no? Si no queda cap més camí… Però jo crec que seria millor que el parlament rebés un projecte de constitució de la república catalana elaborat pel Consell Assessor per a la Transició Nacional, l’aprovés i el sotmetés a referèndum. Això és tan il·legal com allò altre des del punt de vista de la legalitat espanyola, però té molta més força perquè seria una decisió del parlament. Recordem que el 9-N va ser una mena de consulta informal feta per voluntaris. Tenia el suport del govern de la Generalitat, però no tenia cap declaració parlamentària al darrere. Va tenir un efecte fulminant, sens dubte. Però no té la solidesa que tindria una decisió del parlament de sotmetre a referèndum un projecte de constitució catalana.

—Alguna vegada heu parlat de la inevitabilitat d’un xoc més fort amb l’estat. Parleu de repressió, presó, inhabilitació…?
—De tot allò que sigui imaginable. És clar. Processos penals, naturalment. Denúncies, querelles, repressió, intervenció de la policia, tribunals… Tot dependrà per on vagin els trets. Si la via de desobediència es generalitza i és assumida per les autoritats catalanes, el govern espanyol actuarà. Es trobarà obligat a prendre decisions per la pressió parlamentària, l’opinió pública i, especialment, els mitjans de comunicació aquests que tenim aquí, aquesta gossada que tenim. El problema és quina conseqüència tindran aquestes decisions.

—Què pot passar?
—Això no ho podem saber perquè és un terreny desconegut. Com reaccionaran els Mossos d’Esquadra quan els arribi una ordre de detenir dirigents polítics catalans? Pot passar qualsevol cosa. Què passarà si els catalans comencen a pagar els imposts a la hisenda catalana? Com va començar la desobediència civil teoritzada per Henry David Thoreau?

—Amb la desobediència fiscal…
—Exacte! Thoreau va dir que tenint en compte la injustícia i la iniquitat de la guerra entre els Estats Units i Mèxic, ell no pagaria els imposts al govern. I, és clar, el van enviar a la presó. És així com va començar la teoria de la desobediència civil. Fou una desobediència fiscal. Si els ciutadans catalans agafen aquest camí, hi haurà una repressió evident de l’estat espanyol. I la repressió serà sempre individualitzada.

—I, arribats a aquest punt, la comunitat internacional hi intervindrà?
—Sí. Espero que sí. Però és una confiança. No en tinc dades ni cap seguretat. No podem saber quan decidirà intervenir. Però el cost per a Europa de deixar enquistar el conflicte és gran. D’entrada començaran amb les pressions –que a hores d’ara ja n’hi deu haver– perquè el govern espanyol accepti de negociar. La pressió anirà creixent. La capacitat d’acció exterior del govern espanyol és pròxima a zero. És un estat sense importància política, amb un pes econòmic molt relatiu, amb una situació de dependència absoluta. Per tant, els somnis imperials d’alguns que es pensen que es farà allò que ells diguin són un miratge. Faran allò que els diguin que han de fer. Com han fet fins ara.

—Us fieu de la UE?
—No. No me n’acabo pas de fiar. I em fio encara menys de França. Perquè veu amb molts mals ulls la qüestió catalana pel risc de contagi. Heu vist que un tribunal de Perpinyà ha reconegut el dret de defensar un referèndum d’autodeterminació a Catalunya Nord? Això els preocupa molt. Perquè tenen les comarques catalanes, tenen Còrsega i Bretanya… Veuen que els pot passar això mateix que li passa a Espanya.

—Mentrestant, Espanya travessa una crisi institucional greu?
—És una pregunta o una afirmació? Sí, és clar. És una crisi institucional i constitucional, del conjunt del sistema.

—Quin és l’origen d’aquesta crisi?
—Bàsicament, el desajust català. El problema que arrossega el país des de sempre és el de l’anomenat encaix de Catalunya a Espanya. I ara s’ha agreujat per tres factors, en la meva modesta opinió. Un: la crisi econòmica, que ha deixat els recursos al límit i ja no es pot continuar jugant a fer tripijocs. Dos: la desorientació de l’esquerra espanyola, que no acaba d’entendre la qüestió nacional catalana. No l’entén. Ho van demostrar els de Podem i es veu clarament en el cas del PSOE. I tres: l’accés al poder d’una cosa que pensàvem que s’havia acabat després de la mort de Franco, que era el franquisme.

—Franquisme?
—I tant. És a dir, el triomf d’un partit neofranquista disposat a retrotreure-ho tot i a fer una involució democràtica, a fer miques la voluntat dels pobles… Això no hi era pas, al programa. Hi havia una mena de pacte implícit que aquesta gent no condemnava el franquisme però tampoc no podia reactivar-lo. Però ho han fet. Aquest govern és un govern de neofranquistes purs.

—Es comptava amb una modernització i europeïtzació de la dreta que no s’ha esdevingut.
—No, en absolut. Què passa aleshores? Que s’entén molt bé que els sectors més il·lustrats –és a dir, els catalans– no estiguin disposats a acceptar el risc que una majoria parlamentària contingent ho malmeti tot. No estan disposats que aquesta colla de franquistes discuteixin les coses que ja tenien guanyades. Això no es pot permetre. No es pot permetre que es revisi el principi de descentralització, tant si havia arribat lluny com si no. Un poble no pot viure pendent de les majories passatgeres d’un altre poble. No pot estar pendent que arribi un poca-solta que digui que cal espanyolitzar els nens catalans. Però resulta que el poca-solta és ministre d’Educació!

—El 26 de juny pot resoldre d’alguna manera aquesta crisi institucional?
—Sobre això, sóc molt pessimista. No ho crec. Hi ha un desgavell molt gros. La dreta ja ha donat tant com podia donar. Ja no se’n pot esperar res de bo. A tot estirar, podem aspirar a expulsar-la del govern. Perquè és evident que no s’hi pot comptar de cap manera, amb aquesta gent. Són franquistes. I volen perpetuar el franquisme. I, és clar, la resta no hi estem disposats. I mentrestant, l’esquerra neda en la més absoluta desorientació. Això de presentar-se a les eleccions la gent del PSOE, els de Podem i companyia enfadats entre ells és repetir cançons molt antigues. Sembla que és impossible que ho arreglin perquè no ho entenen. No entenen que no hi ha un problema català. Hi ha un problema espanyol. Espanya ha de seure i reconsiderar-ho tot. No és només Catalunya. És Catalunya, els Països Catalans, el País Basc… per no anar més enllà d’allò que és evident. No voler veure-ho és absurd.

—L’aliança entre Podem i Esquerra Unida no és un primer pas en la bona direcció?
—No. A veure si em sé explicar, perquè al final sembla que prenc partit per una opció concreta. Jo no prenc partit per cap dels dos sectors de l’esquerra. Vull dir que són en un escenari fictici. El de les esquerres autèntiques i les esquerres velles… No entenen res del que passa al món! I d’aquests d’Esquerra Unida, què n’hem de dir, si són els vells comunistes d’Anguita? La seva modernització amb els senyors aquests de Podem ve de la idea brillant d’importar models llatinoamericans, d’un populisme absurd, en societats europees industrials avançades. Això no té gens de sentit.

—I els socialistes?
—Aquests ja s’han perdut. Es van perdre en la nit de la socialdemocràcia neoliberal i pactista. El senyor Pedro Sánchez no entén res de la qüestió catalana. Res! Res! Observar que les seves baralles són sobre coses internes i de poders de partit i que el seu discurs gira entorn d’idees com ara eliminar les portes giratòries i coses totes molt dignes, és molt revelador. Aquest home no pot donar per suposat que guanyarà o perdrà unes eleccions en un estat que no existeix. Que no existeix, senyor meu! Perquè té un problema previ. Un problema que els juristes anomenen prejudicial. I és que mentre no es resolgui la qüestió catalana, l’estat espanyol no pot funcionar.

—Dieu que Sánchez no ho entén perquè no ho vol entendre o perquè no dóna per a més?
—Em sembla que no dóna per a més. A més, crec que el van escollir per això. L’hi va posar Rubalcaba, que és un centralista furibund.

—Un jacobí?
—Sí, sí, totalment… Bé, no ben bé un jacobí. Un borbó. No et fot! Els jacobins també són centralistes, però almenys són radicals. I aquest no. Aquest és mig rosegaaltars. No, no, és un borbònic. Sí, els borbons també són centralistes, oi? Però tenen una diferència substancial amb els jacobins. I Sánchez no entén res de res. Només cal mirar-lo. Si va anar a Mèxic a retre homenatge a Lázaro Cárdenas, i li va posar una corona de flors amb la bandera dels borbons! A Lázaro Cárdenas! El president mexicà que no va reconèixer mai el règim franquista i que va lluitar sempre per la república, que va acollir els republicans exiliats i que va impedir que Mèxic reconegués mai el règim de Franco! I aquell va i li posa una bandera borbònica. I quan va començar la campanya electoral va sortir al clam de ‘Visca Espanya’ amb una bandera com les de l’Aznar. Això vol dir que és un nacionalista espanyol típic de quarter i cabra de la legió.

—Pablo Iglesias ha canviat molt des que va començar l’aventura de Podem? En quin sentit ha evolucionat?
—Home, això ens passa a tots. Tots canviem. Si portes una vida com la d’aquest xicot, amb tanta responsabilitat a les alforges, els canvis són encara més accentuats. De canviar, canviem tots. Em fa la impressió que Pablo ha canviat en el sentit de passar de l’exploració merament especulativa típica dels professors universitaris a l’acció pràctica. I en aquest segon estadi es regeix per un principi més pràctic. Ha tingut vacil·lacions entre la tradició més estrictament leninista, més de partit jerarquitzat, i l’aportació més assembleària dels sectors amb els quals es van aliar. Podem és una amalgama. Va vacil·lar i finalment s’ha inclinat per la via leninista, bolxevic i jeràrquica. Perquè s’ha posat al servei d’Anguita.

—És un animal polític?
—Personalment, dubto molt de la vocació política de Pablo. Molt. Crec que això que té és més una vocació mediàtica. Passa que ha pres un camí molt diferent de l’habitual per sortir a les pantalles. Però si li oferissin la possibilitat de dimitir i fer carrera com a presentador de televisió, ho faria. Perquè és això que li agrada.

—Les pantalles, els micros i les càmeres?
—I tant. Els de Podem han fet molta feina teòrica –per cert, molt apreciable– sobre la relació entre política i mitjans, la societat mediàtica i la democràcia dels mitjans… Però hi va haver un moment que van tenir una mena de revelació. Van voler deixar de parlar-ne i van voler-ho experimentar. Van deixar de dir que els partits havien d’imposar el seu discurs a través dels mitjans i van decidir de fer-ho. I efectivament, això han fet. Podem és un partit que es passa la vida a la televisió. I Pablo continua fent televisió. Té un plató a Público on continua fent les seves entrevistes i tot això. Aquesta és la seva evolució.

—I Alberto Garzón, força més desconegut, on l’hem de situar?
—No sé pas com definir-lo. Realment és molt menys conegut. I és menys conegut perquè és com una mena de projecte. Projecte de genet solitari. Dins el galimaties que ha arribat a ser Esquerra Unida, amb aquesta cosa que es pegaven tots contra tots, va aparèixer Garzón com una mena de treva. Però fixeu-vos quin panorama que espera als trànsfugues que van passar d’IU a Podem, que ara es troben que hauran d’anar de bracet amb aquells a qui van abandonar. Serà una situació francament incòmoda. I en aquest galimaties d’IU, Alberto Garzón va continuar avançant malgrat la tempesta, molt enganxat a Julio Anguita. Ha continuat amb la política més ortodoxa del comunisme militant, que consisteix a ser comunista però amagar-ho. Crear una organització pantalla, que és EU, i com que això no els ha funcionat, ara passen a una altra organització pantalla que serà Podem. La confluència entre Garzón i Iglesias s’explica perquè són de la mateixa generació i per la necessitat de sumar vots al preu que sigui

Bona nit! Aquí us deixem l’entrevista de Cuní amb l’Artur Mas

https://www.facebook.com/8aldia/videos/1216370708374904/

monica-terribas-radio

El matí, de Catalunya Radio, amb Mònica Terribas

Entrevista al President Carles Puigdemont

http://www.ccma.cat/catradio/directe/el-mati-de-catalunya-radio/oca1/

Rajoy.Puigdemont 2

Puigdemont es troba un Rajoy tancat en banda
El president català ofereix el referèndum vinculant com a única alternativa al full de ruta independentista

http://www.ara.cat/politica/RAJOY-PUIGDEMONT-REUNIO-MONCLOA-PROCES-FINANCAMENT_0_1562243917.html

La tertúlia, sobre la trobada entre Carles Puigdemont i Mariano Rajoy

Hem fet tertúlia amb Gonzalo Bernardos, Enric Sierra, Joan Tapia, Daniel Fernández, Cristina Sánchez Miret i Pilar Rahola.

Rahola: “El més important que ha fet Rajoy en aquests mesos ha estat reunir-se amb Puigdemont”
Pilar Rahola ha analitzat la trobada de Puigdemont i Rajoy: “Ara tot això ha de passar pel sedàs dels micròfons d’aquests die.s”

“El més important que ha fet Rajoy en aquests mesos ha estat reunir-se amb Puigdemont. Li hem donat una mica d’oxigen”, ha comentat.

Rahola ha destacat que Puigdemont ha reiterat que “sempre estarem oberts a un pacte amb l’Estat per fer la consulta”.

“En clau espanyola el vot sempre varia, pot ser que es busqui un interlocutor com Podem, això els pot arrossegar una part del vot”, ha assegurat.

Les reaccions de Carles Puigdemont i de Mariano Rajoy després de la reunió

El president de la Generalitat i el president del Govern expliquen les seves visions de la reunió.

Rajoy-PuigdemontRajoy y Puigdemont constatan diferencias pero acuerdan una reunión entre vicepresidentes

Santamaría y Junqueras se encontrarán para analizar algunas de las 46 peticiones que el president ha trasladado al presidente en la cumbre en Moncloa

http://viviendascatalunya.com/rajoy-y-puigdemont-constatan-diferencias-pero-acuerdan-una-reunion-entre-vicepresidentes_15034.html

Puigdemont, Junqueras, Mas, Rivera, Iceta i quatre ministres coincideixen en un dinar de la “moderació”

Mas2
La trobada, organitzada per Luis Conde a la petita localitat de Forallac, també ha reunit dos consellers, Espadaler, Homs, Trias, Montilla, Gay de Montellà, Miquel Valls i diversos empresaris.

Quatre ministres han coincidit aquest dissabte amb el president de la Generalitat, Carles Puigdemont, i el vicepresident, Oriol Junqueras, així com amb destacats representants de l’àmbit econòmic en el dinar organitzat per l’empresari Luis Conde a la seva masia de Forallac (Baix Empordà).

Ana Pastor (Foment), Jorge Fernández Díaz (Interior), Rafael Catalá (Justícia) i José Manuel García-Margallo (Afers Estrangers) han participat al costat de Puigdemont i Junqueras en aquesta reunió, que ja es va celebrar el 2014 per reduir tensions en les relacions entre Catalunya i Espanya en el marc d’un acte de rerefons benèfic. I és que el suport a la fundació El Trampolí de la veïna localitat de la Bisbal d’Empordà, destinada a atendre discapacitats, és l’argument sobre el qual Luis Conde posa en marxa aquestes reunions.

Segons fonts presents al dinar, “moderació” ha estat la paraula sobre la qual s’ha basat l’eix de la reunió en forma d’invitació a seguir aquesta via en les accions de futur polítiques i econòmiques que s’emprenguin. A més de Puigdemont i Junqueras, l’expresident català Artur Mas ha acudit també a Forallac, així com el líder de Ciutadans, Albert Rivera, i el del PSC, Miquel Iceta.

Altres polítics destacats que han assistit a la trobada són els consellers d’Empresa i Interior, Jordi Baiget i Jordi Jané, respectivament, així com el secretari general d’Unió, Ramon Espadaler, i el portaveu de Democràcia i Llibertat al Congrés, Francesc Homs. De l’àmbit econòmic, els presidents de la patronal Foment del Treball i de la Cambra de Comerç de Barcelona, Joaquim Gay de Montellà i Miquel Valls, han acceptat igualment la invitació de Luis Conde.

Una font de l’organització de l’esdeveniment ha confirmat a Efe que la reunió ha comptat amb la presència de 315 persones, 55 més que en l’última ocasió, que va tenir lloc el 2014. La masia de Luis Conde es troba al nucli de Fonteta, que forma part del municipi de Forallac, i que té una població de 1.705 persones.

Mossos d’Esquadra i Policia Local custodiaven l’entrada al lloc de la trobada, mentre que treballadors de l’organització repassaven els noms dels assistents per comprovar que figuraven a la llista d’invitats abans de donar via lliure als vehicles als diferents aparcaments habilitats.

L’exalcalde de Barcelona Xavier Trias i l’expresident català José Montilla eren alguns dels altres assistents al dinar, que ha generat curiositat entre els veïns de Fonteta, sorpresos pel trànsit de vehicles de gamma alta, molts amb vidres tintats, pels carrers d’aquesta antiga vila medieval.

Borja de Riquer: “Han sortit al carrer àmplies classes mitjanes urbanes que han vist afectada la seva situació social, econòmica i política”

Borja de Riquer acaba de publicar Anar de debò. Els catalans i Espanya. És el seu últim llibre, compendi del que és la seva vida: història i articulisme. El llibre fa un repàs de la història catalana i espanyola per analitzar el moment polític actual.

Monomanía obsesiva anticatalanista

Humor-anticatala_1550254969_28116125_1062x1500

Mas revela que l’Estat va dinamitar les gestions de la Generalitat per ingressar a la Francofonia

Mas5

L’expresident assegura que els creditors internacionals tindran un paper clau en un hipotètic acord entre Catalunya i Espanya de cara a la independència

Artur Mas ha revelat aquest dimarts que la Generalitat va encetar contactes per entrar a formar part de la Francofonia, club d’estats que tenen en comú l’ús del francès com a llengua principal o bé que tenen una proporció notable de ciutadans que el dominen. “Es va intentar a través d’una porta més marginal, secundària i transparent. Però es van descobrir les gestions i ens ho van dinamitar”, ha apuntat Mas en un dinar del col·lectiu Sobirania i Justícia. L’encarregat de frenar els moviments va ser Espanya, segons ha indicat l’expresident de la Generalitat, que ha situat aquesta qüestió en l’últim “any llarg”.

“[L’espai de gent que parla francès] És tan important per nosaltres com ho són els Estats Units per Canadà o bé per a Mèxic”, ha assenyalat el líder de Convergència en resposta a diverses preguntes que l’inquirien sobre l’estat de les relacions internacionals destinades a reconèixer una Catalunya independent. “En algun àmbit, al llarg dels últims mesos hem restat [punts] en alguna cancelleria”, ha apuntat Mas, que ha reiterat que està a disposició del Govern per ampliar el suport de la causa sobiranista més enllà de les fronteres catalanes.

En aquest sentit, el líder de CDC ha reconegut que bona part del protagonisme en el reconeixement d’una hipotètica independència el tindran els creditors internacionals. Ha explicat, per exemple, que si Catalunya s’independitza sense assumir una part del deute de l’Estat, estan en risc tant la Unió Europea (UE) com l’ euro, de manera que aquestes institucions s’avindrien a negociar en un escenari com aquest. “No es pot fer la independència sense un acord amb els creditors internacionals”, ha resumit Mas, que ha reiterat que la superació del 50% del suport a les urnes a la independència és de cara a la “credibilitat internacional”.

Puigdemont1

Els set dies clau de la presidència de Carles Puigdemont

http://www.8tv.cat/8aldia/videos/els-set-dies-clau-de-la-presidencia-de-carles-puigdemont/

Els catalans encara no es creuen que Catalunya serà independent el 2020

Una enquesta de l’institut GESOP per a 8 al dia revela que només el 17,6% dels catalans creuen que Catalunya haurà assolit la independència el 2020. Això és només un 0,6% més que ara fa un any. Ni les eleccions ni el Govern actual han fet canviar l’opinió dels catalans. La majoria, o bé per convicció, o bé per desànim, continua pensant que Catalunya seguirà dins d’Espanya d’aquí quatre anys. El 68% dóna per fet que continuarà formant part d’Espanya. La majoria, però, el 41%, pensa que amb més autogovern que ara. Gairebé el 22% considera que amb el mateix autogovern. I el 5,5% creu que encara amb menys autogovern.

Ni tan sols els simpatitzants dels partits independentistes pensen que Catalunya serà un Estat el 2020. Entre els votants d’Esquerra, Convergència i la CUP són majoria els enquestats que creuen que Catalunya continuarà formant part d’Espanya. Per sobre del 50% en els tres casos. La xifra és molt superior entre els votants de la resta de partits, inclòs En Comú Podem, en què el 87% considera que d’aquí quatre anys Catalunya no serà independent. En relació amb els resultats de l’any passat, sobta el canvi d’opinió dels votants de la CUP: han baixat vint punts els que creuen que Catalunya serà independent el 2020, del 55,6% al 37,8%. Per ideologia, és al centreesquerra i l’esquerra on trobem més enquestats que pensen que d’aquí quatre anys Catalunya serà independent. Tot i així, en cap cas arriben al 25%. I com més a la dreta, més pensen que Catalunya continuarà dins d’Espanya. L’edat també és significativa: com més joves més pensen que Catalunya serà un Estat, però aquí la balança la decanten els indecisos. Entre els més grans de 60 anys arriben al 27%.
L’enquesta, feta a partir d’un univers de 1.600 entrevistes a persones més grans de 16 anys i en tot el territori català, s’ha realitzat entre el 26 de gener i el 3 de febrer del 2016.

Fem una reflexió sobre què ha passat amb Àngels Pont, directora de l’institut GESOP, i Joan Botella, degà de la Facultat de Ciències Polítiques de la UAB.

El suport a la independència se situa al 57%, segons el CEO

El 57,2% dels catalans estan “totalment” (33,1%) o “bastant”
(24,1%) a favor de la independència, segons va revelar ahir el
Centre d’Estudis d’Opinió (CEO), l’ens demoscòpic de la
Generalitat, mentre que el 32% dels ciutadans hi són contraris. Ara bé, la fórmula utilitzada s’ha canviat en aquesta enquesta, ja que normalment la pregunta
era “Vol que Catalunya esdevingui un estat independent?” En
l’última onada –fent servir la pregunta més directa– el suport
a la independència va ser del 46,7%. El CEO també certifica
que el suport a l’independentisme disminueix a mesura que
augmenta l’edat. Així, gairebé vuit de cada deu catalans d’en-
tre 18 i 24 anys són independentistes, una ràtio que baixa fins a la meitat entre els més grans de 64 anys. Segons el baròmetre, la demarcació de Girona (66,3%) és la més sobiranista, i Barcelona, la que ho és menys (55,4%).
La prioritat de l’independentisme és eixamplar la seva base social, i l’espai preferent per ferho són les confluències de l’esquerra alternativa. Tanmateix, només el 28,6% dels votants de Catalunya Sí que es Pot són partidaris de la independència, mentre que el 51,8% hi estan en contra.

-El 42% dels espanyols, a favor d’un referèndum a Catalunya,(JORDI MUÑOZ Politòleg de la UB)

PROCES PARTICIPATIU GENT VOTANT INSTITUT LA ROMANICA DE BARBERA DEL VALLES URNES PAPERETES ARA9N FOTO CRISTINA CALDERER CC ARA

PROCES PARTICIPATIU GENT VOTANT INSTITUT LA ROMANICA DE BARBERA DEL VALLES URNES PAPERETES ARA9N
FOTO CRISTINA CALDERER CC ARA

Les dades d’una enquesta apunten al final de la unanimitat espanyola

Quan Podem va decidir clarificar la seva aposta pel referèndum sobre la independència a Catalunya i abandonar les ambigüitats que havia intentat mantenir fins al moment, moltes veus van pronosticar que això tindria un gran cost electoral. Però no sembla que fos el cas. No sabem què hauria passat amb Podem si hagués decidit no fer aquesta aposta, però el que sí que sabem és que posar el referèndum sobre la taula no va ser un obstacle per a la seva remuntada electoral a la majoria dels territoris de l’Estat.

Possiblement això s’explica perquè l’opinió pública espanyola no és tan monolítica sobre la qüestió com podríem pensar veient la posició gairebé unànime dels grans mitjans i la majoria de les elits polítiques espanyoles. Fins a l’últim gir de Podem, probablement condicionat per la seva necessitat d’aliances a Catalunya, la qüestió del referèndum era pràcticament un anatema en l’àmbit político-mediàtic espanyol. I tanmateix, quan es pregunta obertament i amb claredat -cosa que, per cert, no s’acostuma a fer-, la resposta de l’opinió pública espanyola mostra una gran diversitat. Preguntats immediatament abans del 20-D, gairebé el 43% dels enquestats al conjunt de l’Estat expressaven suport a la celebració d’un referèndum sobre la independència a Catalunya.

Entre els enquestats catalans el suport arribava al 80% i, si els excloem, a la resta de l’Estat el suport baixa fins al 38%. En tot cas, una xifra significativa i, per cert, semblant a les que havíem conegut temps enrere en les poques ocasions que alguna enquesta ho havia preguntat directament.

Els socialistes, els més dividits

Per descomptat, el suport no és homogeni: entre els votants del PP hi ha quasi unanimitat en el rebuig al referèndum. Aquesta postura és també hegemònica en l’electorat de C’s. A l’altre extrem hi ha els votants d’IU i, sobretot, de Podem, que donen suport molt majoritàriament a la celebració d’una consulta.

Enmig hi ha, com sol passar, els socialistes. El PSOE té l’electorat més dividit sobre aquesta qüestió: el rebuig al referèndum és majoritari, però hi ha un 37% dels seus votants que veurien amb bons ulls que els catalans poguessin votar sobre la independència. No és una xifra gens menyspreable, atesa la posició contrària -aquesta sí, unànime- dels dirigents del partit.

La qüestió del referèndum no és l’única ni possiblement la principal línia de fractura entre socialistes i Podem. Però també hi és, i és significativa. Molta gent pensava que això tindria més costos per a la formació de Pablo Iglesias, que va fer una aposta arriscada. Però, de fet, segons el que apunten les dades, qui pot patir més és un ja malmès partit socialista. Mentre que els votants de Podem s’han alineat massivament amb la posició del seu partit, els socialistes no acaben d’encaixar.

Diversitat territorial

La distribució territorial del suport al referèndum tampoc és, lògicament, homogènia. A banda de Catalunya i el País Basc, a la resta de l’Estat el rebuig és majoritari. Però hi ha diferències: al País Valencià l’opinió està relativament equilibrada, mentre que a Madrid guanya clarament el rebuig i a Andalusia aquest és del tot hegemònic, i s’apropa al 70%. Veient aquesta distribució d’opinions, doncs, s’entenen molt millor les posicions dels líders polítics dels diversos territoris de l’Estat. No és per casualitat que Susana Díaz encapçali les posicions més intransigents dins del socialisme espanyol.

En tot cas, el que diuen aquestes dades és que possiblement les elits espanyoles segueixen sent molt majoritàriament més nacionalistes que la ciutadania. I que en l’opinió pública espanyola hi ha un rebuig majoritari a la idea del referèndum però molta més diversitat de la que ensenyen les seves televisions. L’emergència de Podem no serà suficient per esquerdar el mur que la dreta espanyola, el PSOE i els principals poders de l’Estat han aixecat davant la reivindicació catalana. Però, si més no, sí que posa sobre la taula un debat que a Espanya havia quedat ofegat pel tancament nacionalista que no concep de cap manera que es qüestioni la sobirania espanyola, única i indivisible. Si el sobiranisme català juga amb habilitat la partida de l’opinió pública espanyola, això pot fer que s’entenguin millor els seus plantejaments i els següents passos, dins i fora de Catalunya i l’Estat.

Pilar Rahola ha parlat de Duran i Lleida: “És un home amb molta projecció internacional, amb talent, no l’hauríem de perdre, des de la discrepància d’idees.” “No ha sabut jugar bé les seves cartes, li tinc estima, tot i que m’ha tret de polleguera”, ha explicat.

“Artur Mas no està devorat, té un paper i un recorregut molt amplis”, ha dit referint-se al pas al costat de l’expresident.

Duran i Lleida: “A risc de perdre vots, no hem enganyat el poble de Catalunya”

Josep Antoni Duran i Lleida, expresident d’Unió, s’acomiada, però no definitivament. Té clar que vol seguir tenint relació amb Unió, amb Catalunya i amb la societat espanyola, tot i que no com a president sinó des d’una altra banda. Ens explica els motius de la seva marxa.

Duran i Lleida ha afirmat: “Jo no puc fer veure que no ha passat res.” I ha afegit: “Encara no escriuré les meves memòries. Tinc moltes coses per dir, ja ho faré.”

El ja exlíder d’Unió ha explicat que “en democràcia, el que importa és si la ciutadania et dóna la raó o no te la dóna.” I ha advertit que moltes coses que ell deia han acabat passant: “M’acabaré creient que sóc bo pels pronòstics, però que només serveixo per fer-los.”

Finalment, ha conclòs: “L’important és com fem que el país deixi d’estar atrapat.”

DuránHacer la maleta, de Màrius Carol

O uno deja la política o la política le deja a uno. Todo tiene su tiempo. Lo inteligente es hacer la maleta cuando todavía queda viaje. Josep Antoni Duran Lleida ha estado casi treinta años en polí­tica y ayer anunció al consejo nacional de su partido que dimitía de su cargo de presidente y que no volvería a ser can­didato. Ante su militancia declaró que se presentó a las elecciones del 20-D por obligación y por deber. En realidad, ganas tenía pocas. Han sido tres décadas de satisfacciones, pero también de sinsabores. Cuando la centralidad del país saltó por los aires, las cosas se hicieron más difíciles. Estar en medio a veces sirve para hacer de puente, otras para descubrir antes que el agua te arrastrará. En ocasiones se ha sentido como un casco azul en tiempos en que la política se ha hecho en las trincheras. Mas y Rajoy prácticamente no se han hablado durante los últimos dos años y Duran ha mantenido cierta interlocución, hasta que ni uno ni otro tuvieron más ganas de buscar complicidades.

Duran Lleida es una de las cabezas mejor amuebladas del Estado. UDC ha sido clave durante años en buscar consensos, limar aristas y transaccionar acuerdos. Él, con Josep Sánchez Llibre, ha formado un dúo que no desafinaba y que valoraba tanto el Ibex como la pequeña y mediana empresa catalana, por su capacidad de maniobra en el Congreso. Pero un día la distancia entre Madrid y Barcelona dejó de ser de 650 kilómetros y se alargó. Y este hombre descubrió la incomprensión en cada lado del puente aéreo. Dejó de gustar su estilo pactista, su discurso afinado e incluso su suite del Palace. Todavía ayer le dispararon a los pies tuits cargados de resentimiento. Pero sería injusto no reconocerle el papel relevante desempeñado en la política de este país. Aunque estamos en un momento de la historia en que es más válida que nunca la frase de Frank Underwood ( House of cards): “No existe la justicia, sólo partes satisfechas”.

Duran i Lleida 5

Duran Lleida: “Las cosas habrían ido mejor si Pujol hubiera optado por mí”

El expresidente del comité de gobierno de Unió se emociona al dejar la política tras tres décadas

Josep Antoni Duran Lleida acaba de dejar la política. Cuesta de creer después de más de tres décadas. El viernes por la noche cenó con compañeros del partido y no pudo evitar la emoción. Ayer recibió mensajes de muchos políticos, alguno de CDC cuyo nombre no quiere dar “para no perjudicarle”.

¿Qué va a hacer a ahora?

Profesionalmente dedicarme al derecho desde el ámbito de la consultoría y apoyar en lo que pueda al despacho de la familia. Me he puesto a disposición de alguna entidad internacional, de alguna social y alguna universidad. Voy a disfrutar de los amigos y la familia.

¿Se retira totalmente?

Tengo una deuda moral con Unió, con Catalunya y con la sociedad española. En lo que pueda ser útil allí estaré. Pero desde la mili­tancia.

En su última entrevista a La Vanguardia dijo que le gusta mandar, pero que no busca la felicidad en el cargo. ¿Echará de menos mandar?

Yo soy una persona con carácter. Y pecaría de falsa modestia si dijera que no me he sentido líder. Sin duda siempre te gustaría dirigir y tener iniciativa más tiempo, pero todo tiene su fin.

Su marcha lleva mucho tiempo anunciada…

El 20-D me dejó la política a mí, pero la pasada legislatura iba a ser la última. Eso lo sabe mi entorno político y familiar. Pasó lo que pasó el 27 de septiembre y pensé que podía ser el principal activo. La noche del 20-D no dimití porque no se sabía si habría elecciones.

¿Es el final que imaginaba?

En absoluto.

¿Cómo le hubiera gustado?

Retirarme diciendo que no me presento más. Me he presentado y he perdido.

Se va una semana después de que lo haya hecho Mas.

Yo lo tenía decidido de antes. Él se queda para refundar CDC.

¿Las cosas serían muy diferente si Pujol hubiera decidido que usted fuera su sucesor?

Sí, claro. Podrían ser muy diferentes. Pero la historia es la que es. Mas y yo empezamos con una relación fría, pero ahora es afectuosa. Distante porque cada uno está en su sitio. Fue un buen presidente pero en los últimos años se ha equivocado. Es mi opinión. No es la de muchos ciudadanos, que es lo que importa. Yo diría que las cosas habrían ido mejor si Pujol hubiera optado por mí y Mas diría que han ido mejor con él.

¿Usted tenía más sintonía con Pujol que Mas?

La gente evita ahora decir que conocía a Pujol. Yo le conocí y aprendí mucho de él. Teníamos sintonía política, sí. ¿Por qué eligió a Mas? Seguramente era su obligación. Mas era de su partido y yo no. Se llegó a decir que si había una fusión se podía plantear mi candidatura a la Generalitat. Pero yo me debo a Catalunya a través de Unió.

¿Aún puede ser ministro?

No. Tuve la posibilidad, con el PP y con el PSOE. Quizás hubiera ­sido bueno que el catalanismo ­político se hubiera implicado en la gobernabilidad. No a cambio de un ministerio o dos, sino de un plan de gobierno.

¿Qué cargo de los que ha ejercido le ha satisfecho más?

Mi año como teniente de alcalde en el primer ayuntamiento democrático de Lleida es inolvidable y el año de Governació también. Allí demostré que se puede gobernar con un equipo con gente de otros partidos. Y el cargo de presidente de Unió, claro.

¿Y de todas las campañas?

La campaña que recuerdo con más cariño fue la de 2008. Me operaron de un tumor, salí del hospital un lunes y el jueves estaba en el escenario. En TV3 estuve a punto de retirarme de un debate. Lo acabé con una estufa y una manta en los pies. El médico me pegó una bronca, pero fue una campaña muy emotiva.

¿Le sorprendió la confesión de Jordi Pujol de que tenía dinero en Andorra?

Sí, me sorprendió. Hablé con él por teléfono. Pero sobre eso ya dije lo que tenía que decir.

¿Y le sorprende que casi toda la familia Pujol esté bajo el punto de mira de la justicia?

Sí, claro. Sólo tengo que decir que la justicia debe llegar hasta el final, que no se hagan lecturas políticas de ninguna decisión judicial y que hay que respetar el principio de presunción de inocencia.

¿Qué le parece que Pujol y Mas se hayan convertido en independentistas?

Me sorprende más en el caso de Mas. Pujol ya tenía de joven unas determinadas convicciones nacionalistas, mientras que la posición de Mas estuvo mucho tiempo apartado del interés por la política, lo que no significa que yo le reste credibilidad. Pero me ha costado más entender su cambio.

¿Se entendió con Mas o era una conllevancia?

Hemos sido capaces de entendernos, a pesar de ser muy diferentes políticamente.

¿Quién es más racional y quién más pasional?

Pujol y yo somos más pasionales. Con Pujol podía estar horas hablando de política, de la reunificación alemana, de Oriente Medio… Son dos perfiles distintos.

¿Cómo acabará el proceso soberanista y cómo evolucionará el actual Govern?

Se está corrigiendo el tiro respecto a la declaración del 9-N. El Govern tiene que gobernar también para el 52% de la sociedad, no sólo en el 48% que le apoya. Creo que algunos intentan rehacer el camino en la línea de Unió y espero que los ciudadanos tengan memoria y vean que nosotros no engañamos.

¿Cómo vive que le tilden de traidor en Catalunya y Madrid?

En Madrid me han dicho otros epítetos. Me duele más que me digan botifler aquí porque he intentado siempre trabajar por el catalanismo político y por Catalunya. Un profesor de economía con un programa en la televisión pública hizo un tuit diciendo que soy un cafre anticatalanista. Me duele más eso que un insulto fuera de Catalunya. Si Pujol pudo ser catalanista sin ser independentista, ¿por qué yo no puedo seguir siéndolo? Hay que recuperar las formas en la política catalana.

¿Por qué le odian tanto en Convergència?

No lo sé. He intentado que Unió mantuviera su personalidad y no fuese absorbida por CDC. Pero también he contribuido a los logros de CiU. He dado la cara en las ­campañas y Mas sabe que, cuando él es nombrado sucesor, podríamos haber optado por la pasividad opor una ruptura y no lo hicimos.
Les pido más memoria. Mire cómo le va ahora a CDC sin Unió y a Unió sin CDC.

Unió también ha vivido casos de corrupción. ¿Han hecho lo suficiente para evitarlo?

A nosotros nos afectó el caso Pallerols. El juez consideró que se hizo sin conocimiento de Unió, pero se nos consideró responsables civiles y devolvimos 200.000 euros. Con un crédito que firmamos todos los que teníamos cargo público. Se expulsó gente, otros renunciaron al cargo. Y se auditaron las cuentas. ¿Qué más se puede hacer?

Pero sigue habiendo un problema con la financiación de los partidos; usted deja Unió con una deuda importante.

Sin duda hay un problema. Pero si tuviéramos financiación irregular, quizá no deberíamos dinero. Cierto que optamos por una política de compra de locales, como mucha gente, y no de alquiler, pero ese patrimonio está ahí y además no está embargado.

Una foto suya en una suite del hotel Palace de Madrid estropeó su imagen de forma severa.

Podría escudarme en que todos los portavoces de CiU han ido al Palace, podría remontarme a la tradición de la Segunda República, cuando la Lliga iba al Palace y ERC al Ritz. Pero nada de eso es excusa. Me equivoqué con esa fotografía. Y me duele porque esa foto ha impedido ver, en plena crisis, la labor de Unió en favor de la clase media o los desfavorecidos. El Palace hace precio especial a los diputados, y a los catalanes en su día porque el propietario era catalán. Pero asumo la responsabilidad. Dicho esto, se ha hecho mucha demagogia. Que a la gente de la calle le duela esa foto, lo entiendo, lo comparto y les pido perdón. Que otros colegas hagan tuits de esa foto… ¿dónde iban ellos? Es uno de los peores recuerdos que tengo de mi paso por la política.

¿Qué personalidades de la política que ha conocido en estos años le han marcado más?

Aquí me marcó mucho Miquel Coll i Alentorn. También Jordi Pujol es un gran político y entre los españoles Felipe González, Javier Solana… Y a nivel internacional, el chileno Patricio Aylwin. También Andreotti por su cultura y sabiduría, Kohl por su iniciativa y su empuje… Fidel Castro es un personaje que me impresionó mucho por su carisma.

¿Cómo le gustaría que le recordara la historia?

Como alguien que hizo lo que pudo y que lo que pudo lo hizo bien. No como Richelieu, que el bien lo hizo mal y el mal lo hizo bien…

La tertúlia, sobre si el nou govern serà capaç de complir les expectatives d’aquí divuit mesos

Hem fet tertúlia amb Xavier Vidal-Folch, Gemma Calvet, Juan José López Burniol, Rafael De Ribot i Pere Martí.

Girauta-Tardà

La viabilitat de la independència centra el debat entre Tardà i Girauta a ‘8 al dia’

El candidat d’Esquerra Republicana, Joan Tardà, i el cap de llista de Ciutadans, Joan Carles Girauta, s’han enfrontat en un debat moderat per Josep Cuní aquest vespre a 8 al dia. Tardà ha assegurat que Catalunya està en una situació “d’escac i mat” i que per això cal un estat propi. Girauta li ha respost que l’única via per aconseguir la independència passa per la reforma constitucional i ha retret al republicà que apostin per la política “de fets consumats”.

Malgrat que el debat ha estat intens, ha dominat el ‘fair play’ entre els dos candidats. Un dels moments més tensos ha estat quan Joan Tardà ha etzibat al candidat de Ciutadans que el “seu pecat original” era haver nascut “per dinamitar la immersió lingüística”. Girauta ha acceptat estar en contra de la immersió …

La brecha política por el proceso soberanista se ahonda con el 20D

Los candidatos marcan distancias al abordar la corrupción y la defensa del Estado de bienestar

Debat electoral 20-D:

Els candidats per Barcelona a les eleccions del 20-D, Jorge Fernández Díaz (PP català), Carme Chacón (PSC), Joan Carles Girauta (C’s), Francesc Homs (Democràcia i Llibertat), Josep Antoni Duran i Lleida (Unió), Gabriel Rufián (ERC) i Xavier Domènech (En Comú Podem), debaten sobre les seves propostes.Pilar Rahola, Màrius Carol i Jordi Basté en fan la seva anàlisi.

La relació entre Catalunya i Espanya (bloc 1)

La corrupció (bloc 2)

Els nostres impostos (bloc 3)

Pablo Iglesias: “Hi ha marc jurídic de sobres perquè a Catalunya hi hagi un refèrendum”

Borja de Riquer

A cada bugada perdem un llençol, de Borja de Riquer

No és fàcil saber com el procés sobiranista se’n sortirà de la situació actual, després d’anar amb tantes presses

Fa un any, amb la participació de quasi dos lions i ig de catalans en la consulta del 9 de novembre del 014, el moviment sobiranista va aconseguir un èxit polític espectacular i estava, tal vegada,en el su moment més reeixit. Des de llavors, al meu parer, s’han comès una sèrie d’errades polítiques que han conduït a l’actual atzucac. El suport social en comptes d’incrementar-se ha retrocedit en radicalitzar-se l’objectiu rincipal: es va passar d’exigir el dret els ciutadans de Catalunya a decidir el seu futur a proposar anar directament cap a la independència. I això va anar acompanyat d’un implícit rebuig a qualsevol interès pel que passava en la política espanyola, d’un explícit menyspreu a la possible força dels plantejaments unionistes a casa nostra i d’una menysvaloració de la capacitat de resposta del govern Rajoy.

Sempre he sostingut que els catalans estàvem protagonitzant l’episodi més ambiciós i difícil de la nostra història en segles: assolir el dret a decidir democràticament si volíem continuar o no dins la sobirania espanyola. I que això només es podria aconseguir o bé tenint prou força per enfrontar-se a l’estat espanyol i vèncer-lo o bé
pactant-hi. Després del 9-N de l’any passat, els principals dirigents d’ERC i CiU, i també de l’ANC i Òmnium, van decidir descartar totalment la segona possibilitat i optar per la via del trencament. Les raons d’aquesta decisió, al meu parer força discutibles, eren considerar que ja no hi havia res a fer dins la política i les institucions espanyoles davant la total negativa del PP i del PSOE. Amb aquesta consideració es va donar per esgotada la via del dret a decidir i es va
proposar d’avançar directament cap a la República Catalana. Cal recordar l’ampli consens que havia aconseguit la demanda sobiranis-
ta: centenars d’entitats s’havien adherit al Pacte pel Dret a Decidir, que presidia Joan Rigol: allà hi eren des de Comissions Obreres, la UGT, les associacions de veïns i els col·legis professionals fins a la majoria de les cambres de comerç i moltíssimes associacions cíviques i culturals.

Així, en comptes de mantenir i ampliar la unitat d’acció aconseguida i
considerar que la demanda d’un referèndum encara no tenia prou suports externs, ni a Espanya ni sobretot a Europa, es va optar per emprendre una via més radical i, a sobre, per anar més ràpid. Pressionats per la minoria més mobilitzada i polititzada del procés, a
la qual no volien defraudar, els líders dels partits i de les associacions ja independentistes van decidir abandonar els sectors socials més moderats i els grups polítics més dubtosos. Amb un full de ruta tan precipitat com simplista, i negant-se a reunir el Pacte pel Dret a Decidir, els dirigents independentistes es van llançar a cremar eta-
pes fent ús d’un discurs tan fàcil com innocent: la causa de la independència d’oferir un espectacle més aviat penós, sobre si es presentaven junts o separats i encapçalats per qui, els resultats
han estat, cal dir-ho, més aviat poc reeixits i han deixat el procés en una situació força complexa. La coalició Junts pel Sí va guanyar, però amb menys diputats que els que tenien abans ERC i CiU sumades. I fins i tot el percentatge de vots és el pitjor dels que obtenien aquestes dues formacions juntes des de l’any 1984: el 39,4%, quan sempre havia superat el 44%. Ha estat un altre mal negoci, atès que, tot
i que els diputats independentistes han passat de 24 a 72, a l’actual Parlament hi ha menys diputats sobiranistes (de 87 a 84) i ara l’unionisme serà dirigit per l’agressiu C’s, al qual se li ha fet el favor de poder-se presentar ja com una opció de govern a Madrid.

I la darrera bugada, amb pèrdua de més llençols, ha estat la precipitada presentació i aprovació pel Parlament d’una declaració de trencament amb l’estat espanyol que insta el govern català a iniciar el procés cap a la República Catalana. Aquesta proposta, a més de ser difícilment practicable, no ha fet més que afeblir la causa independentista a casa nostra i a l’exterior. Sense tenir el 50% dels vots i mostrant una notable divisió interna –reflectida en les dificultats per a votar un president de la Generalitat– no es pot pretendre
donar un cop de força que faci creïble aquest text. No es pot radicalitzar ideològicament una causa que, per poder reeixir, necessita ser realment nacional, i per tant socialment interclasista i políticament molt transversal. El resultat de la darrera bugada és preocupant: el govern Rajoy s’ha reforçat en saber aprofitar l’ocasió per a presentar-se com a garant de la unitat espanyola; és un fa-
vor que no té preu, ja que ara pot guanyar les eleccions del 20-D.
La declaració de ruptura aprovada pel Parlament, a més de no aconseguir cap complicitat exterior, sinó més aviat la sorpresa i el rebuig en els mitjans internacionals, està provocant greus
problemes dins la societat i la política catalana. I per la seva banda, les
CUP persisteixen que per desbloquejar el procés s’han d’adoptar les seves 53 mesures mínimes. Sembla que vulguin fer “la revolució” quan estem a punt de perdre “la guerra”.

No és fàcil saber com sortirem d’aquesta situació després d’anar amb
tantes presses, de perdre tants llençols pel camí i davant de com estaran les coses després del 20-D. No comptem amb cap suport internacional, no hi ha un govern de la Generalitat fort i que gaudeixi d’un ampli consens polític i social, ¿i malgrat això volem anar
ràpidament cap a la República Catalana? ¿No creieu que els centenars de milers de catalans que ens hem manifestat pels carrers reiteradament i quevam votar les candidatures independentistes ens mereixem que els dirigents del procés ens donin una explicació prou sincera de com i per què hem arribat on som

La majoria dels catalans prefereix negociar una millora de l’autogovern

La majoria dels catalans prefereix negociar una millora de l’autogovern
Política, Vídeos | 5/11/2015 – 21:56h

El 59,3% dels catalans aposta per negociar amb l’Estat una millora de l’autogovern si el 20 de desembre hi ha un canvi de govern a l’Estat. Així ho revela una enquesta de Gesop, segons la qual el 31,6% volen continuar amb el procés independentista.

Una declaració ambiciosa fruit del pacte

JxSí i la CUP fixen les bases de la legislatura en un text que suposa el seu segon acord –el primer va ser la mesa–. El redactat reflecteix els equilibris de la negociació, però el contingut és clar

1. Majoria independentista en escons i sobiranista en vots
El primer punt de la declaració fa una lectura dels resultats del 27-S i constata que les forces independentistes van obtenir la majoria de diputats, una majoria que també és en vots si se suma tot el bloc sobiranista. És una picada d’ullet a Catalunya
Sí que es Pot (CSQP), que incloïa en el seu programa l’inici d’un procés constituent propi i no subordinat

2. Definició de la forma del nou estat català independent
La declaració fixa que l’objectiu és assolir un “estat català independent en forma de república”. És una fórmula de consens entre totes les parts, ja que ERC i la CUP prefereixen el nom de República Catalana, però incomoda certs sectors de CDC. El text no concreta el termini en què hauria d’acabar-se el procés, però ahir la CUP va afirmar que accepta el de 18
mesos com a màxim fixat per JxSí

3. Un procés constituent iniciat per la ciutadania i participatiu
La resolució insisteix que el procés constituent ha de ser participatiu, una via per intentar sumar CSQP. La primera fase serà ciutadana i les institucions s’hi implicaran més tard, ja
que la CUP renuncia a constituir una assemblea constituent en no obtenir la majoria independentista en vots

4. Les bases per a un acord per al govern de transició nacional
Aquest és el primer acord quant al full de ruta de camí a la investidura, que ha de servir per conformar un govern de transició nacional amb l’objectiu central d’aplicar els man-
dats del Parlament de cara a avançar cap a la independència. JxSí i la CUP volen deixar clar que és la cambra la que marca el ritme de les accions de l’executiu i en legitimen els actes de sobirania

5. Les primeres tramitacions de lleis, abans de la investidura
JxSí i la CUP han acordat iniciar ja –en menys d’un mes– la tramitació parlamentària de la llei que posi les bases del
procés constituent i de les que refermin les dues principals estructures d’estat. La CUP aposta perquè els grups entrin les proposicions de llei i que el Parlament, més plural que el Govern en funcions, porti el timó des de l’inici

6. El TC no frenarà el procés cap a la independència
La declaració no apel·la directament a la desobediència, com volia la CUP, però sí que declara deslegitimat el Tribunal Constitucional i de facto anuncia que no acatarà les seves suspensions o sentències. És un anunci de pes, ja que el PP ha centrat la defensa de la unitat de l’Estat en l’acció de la justícia i, concretament, del polititzat alt tribunal

7. Voluntat de suma i d’implicar sectors socials diversos
El redactat tampoc no inclou l’apel·lació a la ruptura democràtica que pretenia la CUP i la transacció queda en “desconnexió democràtica”. Ara bé, afirma que es vol implicar en el procés a la ciutadania, amb una actitud “oberta, activa i integradora”, amb la intenció de sumar-hi nous sectors socials interessats a dotar de contingut el nou estat català.

8. Desobediència preferent en tres àmbits de caràcter social
En la línia d’acatar només el Parlament i no el Tribunal Constitucional o el Congrés, el text prioritza la desobediència en el camp social, per blindar els drets delscatalans. En concret, la CUP reclama aplicar ja aquest hivern mesures del decret de pobresa energètica –suspès per l’alt tribunal– i desacatar progressivament la llei Wert i la llei mordassa. JxSí es compromet a buscar vies per esquivar els vetos

9. Crida al diàleg amb l’Estat, la UE i el món
JxSí i la CUP subratllen que el procés no s’aturarà per accions
d’institucions espanyoles, però deixen la porta oberta al diàleg pel que fa a la forma amb què executar la desconnexió, que es vol pactada. Per això insten a negociar l’Estat, la Unió Europea i la comunitat internacional. El programa de JxSí, de fet, incloïa estar amatents a l’oferta d’un referèndum sobre la independència

A LA MESA DEL PARLAMENT

Jordi Turull i Negre i Marta Rovira i Vergés, com a president i portaveu del GP DE JUNTS PEL SÍ, i Antonio Baños Boncompain i Anna Gabriel i Sabaté, com a president i portaveu del GP DE LA CANDIDATURA D’UNITAT POPULAR, d’acord
amb el que estableixen els articles 164 i 165 del Reglament del Parlament, presenten la proposta de resolució següent per tal que sigui substanciada davant del Ple del Parlament pel procediment d’urgència. Als efectes, sol·licitem
alhora que sigui convocada amb caràcter d’urgència la Junta de Portaveus.

D’acord amb el mandat democràtic obtingut el 27 de setembre, els grups parlamentaris sotasignats presenten aquesta proposta de resolució.

Proposta de resolució

El Parlament de Catalunya:

PRIMER. –

Constata que el mandat democràtic obtingut a les passades eleccions del 27 de setembre del 2015 es basa en una majoria d’escons de les forces parlamentàries amb l’objectiu que Catalunya esdevingui un estat independent i amb una àmplia majoria sobiranista en vots i escons que aposta per l’obertura d’un procés constituent no subordinat.

SEGON. –

Declara solemnement l’inici del procés de creació de l’estat català independent en forma de república.

TERCER. –

Proclama l’obertura d’un procés constituent ciutadà, participatiu, obert, integrador i actiu per tal de preparar les bases de la futura Constitució catalana.

QUART.-

Insta el futur govern a adoptar les mesures necessàries per fer
efectives aquestes declaracions.

CINQUÈ.-

Considera pertinent iniciar en el termini màxim de trenta dies la tramitació de les lleis de procés constituent, de seguretat social i d’hisenda pública.

SISÈ.-

Com a dipositari de la sobirania i expressió del poder constituent, reitera que aquest Parlament i el procés de desconnexió democràtica no se supeditaran a les decisions de les institucions de l’Estat espanyol, en particular del Tribunal Constitucional, a qui considera deslegitimat i sense competèn-
cia arran de la sentència de juny del 2010 sobre l’Estatut d’Autonomia de Catalunya votat prèviament pel poble en referèndum, entre d’altres.

SETÈ.-

Adoptarà les mesures necessàries per obrir aquest procés de desconnexió democràtica, massiva, sostinguda i pacífica amb l’Estat espanyol de tal manera que permeti l’empoderament de la ciutadania a tots els nivells i en base a una participació oberta, activa i integradora.

VUITÈ.-

Insta el futur govern a complir exclusivament aquelles normes o mandats emanats d’aquesta Cambra, legítima i democràtica, a fi de blindar els drets fonamentals que puguin estar afectats per decisions de les institucions de l’Estat espanyol.

NOVÈ.-

Declara la voluntat d’inici de negociacions per tal de fer efectiu el mandat democràtic de creació d’un estat català independent en forma de República i, així mateix, ho posa en coneixement de l’Estat espanyol, de la Unió Europea i del conjunt de la comunitat internacional.

Palau del Parlament, 27 d’octubre 2015

La tertúlia, sobre la desconnexió de Catalunya

Estàs d’acord que el Govern de la Generalitat comenci a desobeir les lleis espanyoles? Avui a la tertúlia ho parlem amb Lluís Bassets, Rafel Nadal, Patricia Gabancho, Montserrat Nebrera i Pere Martí.

Estàs d’acord que el Govern de la Generalitat comenci a desobeir les lleis espanyoles? Avui a la tertúlia ho parlem amb Lluís Bassets, Rafel Nadal, Patricia Gabancho, Montserrat Nebrera i Pere Martí.

La mirada Terribas – Divendres 08/09/2015

http://www.ccma.cat/tv3/divendres/

monica-terribas-radio

Lord Palmerston: “Inglaterra no tiene amigos, Inglaterra tiene intereses.”

¿ Y Alemania, Austria, Francia…? Exactamente lo mismo, simplemente que no lo han dicho públicamente.

¿España puede fastidarnos? Evidentemente, puede bloquear nuestro ingreso en la Unión Europea… en el caso de que saliéramos de ella… De acuerdo con los actuales tratados.. a menos que los “intereses” determinaran que fuera bueno cancelar tales tratados. El dinero mueve montañas… lo hemos visto claramente en la pasada crisis griega.

Pero si tales tratados nos se modificaran, nosotros podríamos responder a la acción del Estado español. ¿Cómo? De entrada, no reconocer nuestra parte de deuda pública. España debe un billón de euros. Evidentemente, en justicia hay que reconocer que una parte considerable de la misma coresponde a Catalunya. Pero oficialmente no, oficialmente nada de nada: “señores españoles, lo sentimos mucho; pero si ustedes nos hacen la puñeta, permitan que nosotros hagamos lo mismo con ustedes.”

Podríamos suscribir nueva deuda, hasta canalizar nuestra nueva situación económica- por ejemplo, doscientos o trescientos mil millones que seguramente es la parte que nos correspondería de la deuda española en el caso de que España se sentara a negociar nuestra secesión. Y trescientos mil millones de euros permiten que nos tomemos muchas coca-colas. O entrecots de ternera.

Lo ideal sería que la secesión fuera amistosa. Pero si nosotros ofrecemos nuestra amistad y se nos rechaza, no tenemos la culpa de lo que ocurra después.

¿La seguridad social, los pensionistas? No, hombre, no: las pensiones las pagan los que ahora están cotizando. Y la emisión de deuda pública serviría para crear un fondo de reserva, mucho más saneado que el español.

Y basta ya de amenazar a los catalanes. Españoles, en vez de amenazar, pregúntense ustedes: “¿podrá España subsistir sin la participación económica catalana?”

UE

Catalunya y la Unión Europea, de Carles Casajuna

La permanencia de una hipotética Catalunya independiente en la Unión Europea es una de las cuestiones más polémicas de estas elecciones, cosa muy comprensible porque puede tener repercusiones muy serias en la vida cotidiana de los ciudadanos.En las líneas que siguen voy a intentar ofrecer mi opinión, pero vaya por delante que
no soy ningún experto en la materia y que gran parte de lo que sigue no pueden ser más que conjeturas, dada la falta
de precedentes y de previsiones específicas en el tratado de la Unión Europea.

Se trata de un asunto de una gran complejidad, pero creo que hay
algo que sepuede afirmar sin demasiadas reservas: una hipotética Catalunya independiente no se convertiría de forma automática en un nuevo miembro de la Unión. Tendría que solicitarlo formalmente y obtener la aprobación de todos los estados miembros. Esto lo han dicho diversos dirigentes de la Unión con toda claridad y lo decía hace muy poco, en un magnífico artículo en El País, Jean Claude Piris,exdirector del Servicio Jurídico de la UE.

¿Quiere esto decir que Catalunya saldría de la Unión y se quedaría fuera? Ahí comienzan las incertidumbres. Por lo pronto, cabe imaginar que para que Catalunya saliera de la Unión se requeriría, paradójicamente, que España y la Unión reconocieran o admitieran su independencia de algún modo, ya que en caso contrario no habría motivo para que el derecho comunitario dejara de ser aplicable en Catalunya, al estimarse que continuaba formando parte de un Estado miembro.

Además, esta salida tampoco sería automática.Entrar en la Unión no es fácil, pero salir tampoco, porque lleva aparejadas cuestiones jurídicas muy vidriosas. El tratado sólo prevé la salida de un Estado de forma voluntaria (artículo 50), y establece un plazo de dos años, prorrogable, para negociar
la futura relación de ese Estado con la Unión. Durante este periodo, el derecho comunitario sigue vigente.

Ningún régimen jurídico puede quedar derogado de la noche a la mañana si no es sustituido por otro. El derecho, como tantas otras cosas, aborrece el vacío. Por ello, cabe imaginar que la hipotética salida de Catalunya de la Unión, pese a no ser estrictamente voluntaria, seguiría el cauce establecido en este artículo, para evitar lagunas legales. Esto quiere decir que Catalunya tendría dos años para negociar su nueva relación con la Unión, es decir, su permanencia o no en el Espacio Económico Europeo, en Schengen, en el euro, etcétera.

Sobre esta negociación pesarían a mi juicio varios factores de forma poderosa. El primero, sin duda alguna, sería la presumible voluntad de algunos estados miembros de no dar ningún tipo de facilidades al nuevo Estado, para evitar contagios. Este factor supondría un serio obstáculo a la previsible voluntad de Catalunya de continuar vinculada a la Unión de forma tan estrecha como fuera posible. El segundo factor sería el hecho de que los catalanes son hoy ciudadanos de la Unión y mayoritariamente desean seguirlo siendo, y actuaría en sentido contrario, ya que, dejando de lado la cuestión de si ello supone algún tipo de derecho adquirido, despojar a los catalanes de la ciudadanía europea contra su voluntad chocaría con el espíritu europeo.

El tercer factor es la vocación de la Unión de estrechar las relaciones entre los pueblos de Europa y de desarrollar relaciones preferentes con sus vecinos, que obraría en el mismo sentido favorable a los hipotéticos intereses de Catalunya. Dada la falta de precedentes, el peso de cada uno de estos factores dependería de la voluntad política de los estados miembros, y a su vez esta dependería de la forma en que se hubiera declarado la independencia y de la posición de España al respecto.

Catalunya quedaría por un tiempo indefinido en una especie de limbo que podría oscilar entre casos tan distintos como Noruega, que es miembro del Espacio Económico Europeo y de Schengen, o las repúblicas balcánicas que aspiran al ingreso en la Unión. De estimarse que la independencia se había declarado de forma ilegal, resultaría muy difícil para los estados miembros apoyar la voluntad de Catalunya de continuar tan vinculada a la Unión como fuera posible, entre otros motivos porque Catalunya dejaría de cumplir al menos uno de los criterios establecidos en el tratado de la Unión para pertenecer a la misma, el respeto del Estado de derecho. Así pues, todo ello remite de nuevo a la cuestión central del contencioso: la voluntad de una parte de los catalanes de separarse de España choca contra la Constitución española y contra el Estado de derecho.

Si las próximas elecciones muestran que esa voluntad es mayoritaria –cosa hoy por hoy incierta–, cabe esperar que se abrirá un diálogo con el Gobierno actual o, más probablemente, con el que sea elegido tras las elecciones generales, para hallar un arreglo razonable. De ese diálogo dependerá todo, y no cabe esperar que Bruselas tenga ningún papel directo en el mismo, porque se trata de un asunto interno.

Rajoy-limpiabotas

This is the bottom of the page

Balanzas fiscales

h2 style=”text-align: center;”>

Métodos de cálculo de las Balanzas fiscales

Método del flujo monetario

Los ingresos del sector público central se
imputan al territorio donde se localiza la
capacidad económica sometida al gravamen y
los gastos al territorio donde se realizan

Método carga-beneficio

Los ingresos se imputan allí donde residen las
personas que soportan el impuesto y los gastos
al territorio donde residen los beneficiarios

Cuentas públicas territorializadas

Sigue el criterio carga-beneficio pero el resultado se calcula añadiendo la diferencia de gasto público por habitante en relación con la media en el territorio en cuestión

Josef-Ajram2

Josef Ajram enciende las redes con su tweet más polémico
El famoso trader y deportista ha compartido una imagen para desear un buen día que ha creado controversia

El popular trader Josef Ajram ha vuelto a ser protagonista de las redes sociales después de desear un feliz día a todos sus seguidores con un tweet ‘polémico’. El mensaje, en el que asegura: “No olvides que el desayuno es la comida más importante del día”, ha sido acompañado de una imagen en la que se puede ver la espalda de una mujer desnuda abrazada por un hombre.

Josef Ajram es uno de los inversores con más seguidores en las redes. Es conocido por su afición a los deportes y también por su peculiar look con tatuajes y piercings y todos sus mensajes a través de Internet son compartidos y comentados por miles de usuarios.
Lea también: Josef Ajram: hay claras oportunidades para ganar dinero en el MAB

Josef Ajram es uno de los inversores con más seguidores en las redes. El mensaje y la fotografía ha sido compartido por cientos de seguidores en las redes que rápidamente han comentado el mensaje ‘erótico’ de Ajram para felicitarles el lunes. Entre la ironía y la estupefacción, los comentarios han conseguido convertir el tweet del inversor en uno de los más compartidos y comentados del día

Métodos de cálculo de las Balanzas fiscales

Método del flujo monetario

Los ingresos del sector público central se
imputan al territorio donde se localiza la
capacidad económica sometida al gravamen y
los gastos al territorio donde se realizan

Método carga-beneficio

Los ingresos se imputan allí donde residen las
personas que soportan el impuesto y los gastos
al territorio donde residen los beneficiarios

Cuentas públicas territorializadas

Sigue el criterio carga-beneficio pero el
resultado se calcula añadiendo la diferencia de
gasto público por habitante en relación con la
media en el territorio en cuestión

Limando el efecto capitalidad de Madrid

El efecto capitalidad es siempre la gran incógnita de los resultados que sobre las
balanzas fiscales se refieren a la Comunidad de Madrid. El que sea de lejos la autonomía con un mayor déficit –16.000 millones– siempre despierta las sospechas de que la capital del Estado se beneficia de hechos como que es la sede de grandes instituciones estatales y de las grandes multinacionales españolas, que liquidan allí el grueso de sus impuestos. Precisamente por eso el profesor Ángel de la Fuente se afanó ayer en explicar que las nuevas Cuentas Territorializadas han hecho un esfuerzo por limar ese sesgo de capitalidad. Según explicó el investigador, los ingresos de las grandes compañías se han contabilizado en los territorios donde se han producido los desembolsos, atribuyéndose el gasto y el impuesto en la parte correspondiente.

En el caso de los museos y edificios culturales, “tanto el Prado como el Liceo de Barcelona”, por ejemplo, la distorsión se ha tratado de suavizar atribuyendo sus ingresos y gastos en un 75% al lugar donde se encuentran ubicados, pero el 25% restante se ha repartido en el resto de las autonomías en función de su población y su grado de riqueza. ¿Entonces? ¿Por qué un saldo tan abultado? La explicación del experto es que en Madrid las rentas son más altas y por eso contribuyen en mayor medida que el resto al sostenimiento del gasto público. No obstante, si bien Madrid está por debajo de la media española en cuanto a financiación por habitante, las distancias son infinitamente más cortas que las que parece revelar ese gigantesco déficit.

escaneas0002

escaneas0002

escanear0005

escanear0003

El govern ve el déficit fiscal de Catalunya “escandalosamente alto”

La generalitat calcula el desequilibrio del 2012 en 14.623 millones, el 7,5% del PIB.

La balanza fiscal correspondiente al 12012 forma parte de los presupuestos.

El déficit de Catalunya es inferior al del 2011 y duplica las estimaciones de Hacienda.

El déficit fiscal de Catalunya se situó en el años 2012 en el 7,5 % del PIB, lo que equivale a 14.623 millones de euros. La cifra es un 2,6 % inferior a la registrada en el año anterior que era de 15.006 millones y que equivalía al 7,7 % del PIB. Los cáculos elaborados por la Generalitat se han basado en la metodología del flujo monetario sobre balanzas fiscales establecido en el 2012. El déficit fiscal mide la diferencia entre lo que aporta Catalunya al conjunto del Estado, mayoritariamente a través de impuestos, y lo que recibe vía gasto público. Al haber déficit significa que Catalunya aporta 14.623 millones más de lo que ingresa.

La cifra del déficit calculada por la Generalitat duplica a la elaborada por el Ministerio de Hacienda al año pasado para el mismo ejercicio 2012: 7.4439 millones o un 3,75 % del PIB. La razón es porque el sistema de cáculo es distinta.

En el caso de la Generalitat ésta ofrece el cálculo sobre las balanzas fiscales basado en dos metodologías diferentes. El flujo monetario- que arroja el citado deficit de 14.623 millones y es el que prioriza la Generalitat – tiene en cuenta el territorio donde se generan los impuestos y donde se gasta de forma efectiva ese dinero. En cambio, el de carga-beneficio tiene en cuenta quien se beneficia del gasto aunque éste se realice en otro territorio distinto. En el caso del método carga-beneficio, el déficit del 2012 en Catalunya se redujo en un 9,5 % hasta los 10.030 millones. Esta cantidad equivale al 5,1 % del PIB frente al 5,7 % del año 2011.

El secretario de Economía de la Generalitat, Pere Aragonés, reflexionó ayer que “la cifra es escandalosamente alta y constante en el tiempo, lo que demuestra que ni en el momento más duro de la crisis se ha reducido”. La serie histórica que arranca en 1986 señala que de media el déficit fiscal que soporta Catalunya se ha situado en un 8 % del PIB en el período según el flujo menetario y en un 6% según la carga-beneficio. En ambos supuestos el porcentaje del 2012 es inferior a la media histórica.

La cifra del déficit fiscal es uno de los elementos principales en el debate político actual tanto en relación con el nuevo modelo de financiación como en relación con el proceso independentista en Catalunya. En cuanto al modelo de financiación desde un punto de vista teórico, el déficit fiscal de Catalunya – los 14.623 millones- es la cantidad con la que la comunidad contribuye a la solidaridad con el resto del Estado. Todavía en el ámbito teórico y en relación con el debate independentista, la cifra de déficit fiscal es una aproximación sobre los recursos extra de los que podría disfrutar Catalunya si fuera independiente. Obviamente en ambos casos debería tenerse en cuenta otra multitud de variables que podrían hacer variar los números. El informe sobre las balanzas fiscales – que forma parte de los presupuestos que presentará el Govern el marte – sostiene que Catalunya aportó al Estado 48.590 millones en el 2012. El estudio eleva esta cantidad hasta 55.640 millones porque imputa a Catalunya parte del déficit público en el que incurrió el Estado en el año 2012, del que se beneficiaron todos los territorios. Esta cantidad significa que la aportación de Catalunya al conjunto del Estado en el 2012 fue del 18, 4 % del total de España. Es el porcentaje más bajo de la serie que arranca en 1986. Fuentes de la Conselleria d’Economia explicaron que esta menor aportación obedece a una cuestión técnica vinculada al modelo de financiación. La aportación de Catalunya al Estado estuvo ligeramente por debajo de su peso en el PIB que es del 18,8 %.

Del lado del gasto, el Estado destinó a Catalunya 41.017 millones, lo que equivale a un 13,6 % del total del conjunto del Estado. La Generalitat destacó en el informe que esta aportación está lejos del peso de la población de Catalunya en el conjunto del Estado, un 16%.

Seguridad Social deficitaria.

El infome muestra también la delicada situación en la que se encuentra la Seguridad Social, tanto en Catalunya como en el conjunto del Estado. Desde el 2009 los gastos de la Seguridad Social superan los ingresos. En el 2012 en Catalunya se gastaron 3.760 millones más de lo que se ingresó mientras que en España el desfase fue de 34.080 millones. La situación está afectada por la crisis en la que estuvo inmersa la economía en los últimos años. La razón es qeu con un paro cercano al 20 % se disparan las prestaciones por desempelo y se reducen las cotizaciones a la Seguridad Social. El Departamento d’Economia que dirige Oriol Junqueras ha calculado el saldo acumulado en el período 1995-2012. En el conjunto de estos años, Catalunya consiguió un superavit de la Seguridad Social de 20.336 millones mientras que el conjunto de España padeció un déficit de 116.711 millones. En el caso de Catalunya, aparte del período actual, la comunidad no incurría en déficit a la Seguridad Social desde 1986.

DeficitfiscalHacienda rebaja el déficit fiscal catalán y eleva el madrileño

Catalunya recibe 7.439 millones menos de lo que aporta al Estado | Extremadura, Canarias, Asturias, Andalucía y Galicia, las más beneficiadas

El Ministerio de Hacienda rebajó ayer el déficit fiscal de Catalunya en más de 1.000 millones y lo dejó en 7.439 millones de euros, el equivalente al 3,75% del PIB catalán. Es la cifra extraída de las balanzas fiscales elaboradas por el Gobierno central y que muestran que Catalunya recibió del Estado 7.439 millones de euros menos de lo que aportó vía recaudación de impuestos. La cifra es un 12% inferior a la que se calculó pata el 2011. En cambio, ha aumentado en un 14% el déficit de Madrid.

Los datos correspondientes al 2012 se extraen del Sistema de Cuentas Públicas Territorializadas según la metodología diseñada por Ángel de Fuente y su equipo, que han sido muy cuestionadas especialmente desde Catalunya. El déficit fiscal del 2012 calculado por el Gobierno es muy inferior a las estimaciones de la Generalitat correspondientes a un año antes, 2011, y que cifraban el déficit en entre un 5,7 y un 7,7% (11.000-15.000 millones). Precisamente ayer el conseller deEconomia, Andreu Mas-Colell, dijo que en dos o tres meses actualizará las balanzas fiscales utilizando los datos del ministerio publicados ayer.

De acuerdo con los cálculos del ministerio, por delante de Catalunya, Madrid se confirma como la comunidad con un déficit fiscal mayor, 19.015 millones, un 9,57% de su PIB. Madrid sí que ha incrementado su déficit respecto al 2011 en 2.292 millones. El conseller Mas-Colell criticó ayer que el ministerio sólo utiliza la metodología “carga beneficio por un prejuicio estrictamente ideológico”. El conseller añadió que “este sistema de cálculo sobreestima superávit fiscal de Madrid, ya que muchos de los gastos hechos en Madrid (por efecto de la capitalidad) no se computan en esta comunidad, sino que se reparten en las otras”.

La crítica de Mas-Colell es que con el método utilizado por el ministerio todo el gasto administrativo que se hace en la capital se divide por población, cuando en realidad es Madrid la que se beneficia de los puestos de trabajo que se generan alrededor de los ministerios y de la estructura del Estado central. El método de flujo monetario sí que tiene en cuenta esas consideraciones.

Si se tiene en cuenta el déficit fiscal en relación con el PIB de cada comunidad o con su población (PIB per cápita), Catalunya pasa al tercer puesto como la comunidad con peor trato fiscal, ya que se coloca Baleares entre Madrid y la comunidad catalana, como se aprecia en el gráfico adjunto. El déficit fiscal de Madrid es de 2.927 euros por persona, el de Baleares de 1.192 y el de Catalunya de 984 euros.

De acuerdo con los datos aportados por el ministerio, son más de 29.200 millones de euros el dinero que va de las cuatro comunidades con déficit fiscal (Madrid, Catalunya, Baleares y Valencia) a las 13 restantes con superavit. Ese porcentaje equivale al 2,77% del PIB del conjunto del Estado.

Según el informe del ministerio, “como cabría esperar, el saldo fiscal tiende a empeorar según aumenta la renta per cápita, de forma que los territorios más ricos generalmente presentan déficits fiscales, mientras que los de menor renta suelen disfrutar de superávits”. Así pues, las comunidades que más recibieron del resto de las autonomías en términos absolutos fueron Andalucía (8.531 millones) y Galicia ( 3.946 millones). En re-lación con su PIB, las comunidades que más se beneficiaron de la redistribución de saldos fueron Extremadura (el 15,6% del PIB) y Canarias (8,58% del PIB). En relación con la población, Extremadura es la que más recibe por cápita (2.401 euros) seguida de Asturias (1.704 euros).

En el informe completo se destaca que en el caso de Catalunyael déficit fiscal “proviene excluivamente del lado del ingreso, con un gasto por habitante superiora la media nacional”. En cambio, en el caso de Baleares, “la aportación del bajo nivel de gasto es mucho más importante que la del ingreso”.

La importancia de las balanzas fiscales radica en que la Generalitat, organismos como la Cambra de Comerç y académicos estiman que Catalunya sufre un maltrato fiscal. El lunes mismo, la Generalitat publicó una monografía en la que un grupo de académicos introducía el concepto coste de la vida entre comunidades que muestra que son precisamente Madrid y Catalunya las más caras.

JoséGarcíaMontalvoAcción y reacción, de José García Montalvo, catedrático de Economía de la UPF

La tercera ley de Newton dice que con toda acción ocurre siempre una reacción igual y contraria. Este se está convirtiendo también en un principio básico de la relación entre el Gobierno catalán y el Estado. Hace dos días la Generalitat presentaba un estudio sobre el cálculo de la paridad del poder de compra entre comunidades autónomas. El informe señalaba que cuando se ajustan las magnitudes económicas regionales,por ejemplo el PIB per cápita, por las diferencias en los niveles de precios de cada territorio el ranking se ve modificado sustancialmente.El estudio establece que hay cuatro CC.AA. que tienen un nivel de precios superior a la media:Madrid, Catalunya, Navarra y el País Vasco.Ahora bien,mientras las dos últimas mantienen su posición en el ranking de PIB per cápita ajustado por la inflación,las dos primeras pierden tres puestos. A nadie se le escapa la importancia que esta corrección tiene para medir adecuadamente las diferencias en bienestar territorializadas. Este es seguramente uno de los motivos por el que las estimaciones que existían hasta ahora de diferencias de precios entre CC.AA.fueran“furtivas” y nunca se haya realizado una operación estadística oficial para medirlas.

Pues bien, la noticia ayer fue la actualización de Sistema de Cuentas Pública Territorializadas del Ministerio de Hacienda. No vale la pena volver sobre los debates recurrentes de las diferencias entre el cálculo del ministerio y el cálculo de la Generalitat(método del beneficio frente al flujo monetario, neutralización, etcétera). El método del ministerio genera un “déficit fiscal” inferior al calculado por la Generalitat y,en el 2012,menor que en el 2011. Por contraposición el saldo relativo de Madrid siguió empeorando en el 2012 de forma significativa.También señala el informe que el sobre esfuerzo fiscal de Catalunya en el 2012 fue enorme, sobre todo si se compara con el caso de Madrid. Por último, el informe muestra que la financiación per cá­pita de las comunidades forales (suponiendo competencias homogéneas e igual esfuerzo fiscal que las de régimen común) perciben el doble de financiación. Pero, además, su“sobre esfuerzo fiscal es negativo y muy considerable” o,lo que es lo mismo, gozan de sustanciales rebajas fiscales. A pesar de esto, su financiación está un 75% por encima de la media de las regiones de régimen común.

En un punto el informe del ministerio se indica que “posiblemente” se debería realizar un ajuste por
factores de coste en el cálculo del gasto medio por habitante. Sin embargo, mientras el Sistema de Cuentas Territorializado ya es una operación estadística regular,todavía no existen estadísticas oficiales de las diferencias de precios regionales.
Y mientras se podría argumentar que se ha tardado en tener unas cuentas territorializadas por su complejidad, en el caso de los precios regionales dicho problema no existe.

Germà-Bel (1)
Pseudobalanza, de Germà Bel,

profesor del departamento de Política Económica de la UB

Ya tenemos la segunda edición del Sistema de Cuentas Públicas Territorializadas nv(SCPT), con él el Ministerio de Hacienda pretende dirigir la discusión de las relaciones fiscales en España. Lejos queda, 2006, el informe del Instituto de Estudios Fiscales (del gobierno central), que ofrecía una metodología acordada por expertos de todas partes, siguiendo pautas comunes a las usadas en otros países. En estos momentos son cálculos diferentes, con objetivos diferentes.

Verán:tanto el Parlamento extremeño como académicos de diferentes regiones (entre ellos un autor del SCPT)han reconocido que sin Catalunya la fiscalidad de España perdería 16.000 millones. Es el déficit fiscal monetario (palmo arriba, palmo abajo). A partir de aquí comienza el tuneo. El primero es aplicar a cada región una parte de los gastos que no se hacen en ella(carga beneficio),suponiendo que todos valoramos igual el beneficio que nos da,pongamos,el ministro de Educación. Ejemplo interesante, pues casi todos los ministros, altas instituciones estatales y servicios centrales residen en Madrid. Pero los impuestos que pagan se imputan enteros en Madrid,en lugar de a todos los ciudadanos que les pagamos el sueldo. Que Madrid sea la región que presenta más déficit en el SCPT responde en parte a que es más rica; pero hay más,como ven.

Seguimos: algunas cosas se hacen diferentes en el resto del mundo(incluida la España pre­-SCPT). Por ejemplo,los tributos pagados por los turistas no se asignan a las regiones donde se produce la actividad, sino que se reparten por todas partes. Al igual que los tributos pagados por los compradores de exportaciones españolas (pg.6 informe de SCPT).Esto perjudica mucho las regiones más turísticas y exportadoras. Ahora abran navegador, busquen el listado de las regiones por turismo y por exportaciones; verán quién pierde y quién gana.Y así seguiríamos.

Sin embargo,el SCPT para el 2012 no soluciona su pecado original: para obtener los resultados deseados se adoptan criterios incoherentes con el propio objetivo teórico. Obvian que el servicio real recibido depende de la capacidad de compra de los recursos en cada territorio: ¡y las diferencias
de precios son brutales en España! ¡La falta de equidad es brutal! No corregir esto es imperdonable si se pretende,de verdad,evaluar la equidad de servicios.Esto ayuda a entender el hecho de que Catalunyapase de ser la cuarta región en riqueza relativa a la novena en nivel de vida de sus familias.

Pasó el año pasado, y pasará este. Cuando se tienen en cuenta los cambios arbitrarios en el SCPT, y se corrigen, el resultado es equivalente al de la balanza fiscal por carga beneficio; y si siguiesen el método que recoge el impacto económico de la acción estatal, también sería equivalente a la convencional de flujo monetario. Allí residen los 16.000 millones (palmo arriba, palmo abajo)que todos saben que están.O,si loprefieren, los 11.000 millones que quedarían después de crear unas decenas de miles de puestos de trabajo en servicios que ahora, dicen, nos hace el Estado. ¿Cómo lo quieren?

EuzkadiLa letra pequeña del concierto vasco, de Florencio Domínguez

Las declaraciones de Cristina Cifuentes a La Vanguardia en las que cuestionaba el concierto económico vasco han provocado una pequeña polémica. El PP de Euskadi ha salido en defensa de la singularidad fiscal de los territorios forales, el ministro Montoro ha dicho que no está en cuestión el concierto y el portavoz del Ejecutivo de Vitoria le ha venido a pedir a la presidenta madrileña que se informe primero antes de hablar. Cada vez que se plantea la cuestión de la financiación territorial hay quien dirige la vista hacia Euskadi, especialmente cuando casi todos los gobiernos autonómicos viven presupuestariamente con el agua al cuello y contemplan la disponibilidad de recursos del sistema vasco.
El modelo del concierto económico -herencia de la supresión de los fueros vasconavarros de 1876- ha estado en vigor de forma ininterrumpida en Navarra y Álava, mientras que en Bizkaia y Gipuzkoa fue suprimido en 1939 por el franquismo por su alineación con la República en la Guerra Civil. Al amparo de la disposición adicional 1.ª de la Constitución, que “ampara y respeta los derechos históricos de los territorios forales” y que plantea su actualización en el marco de la propia Constitución y de los estatutos de autonomía, se aprobó en 1981 el nuevo concierto para el País Vasco con vigencia de veinte años. En mayo de 2002, con el Gobierno de Aznar, se aprobó una nueva ley que convirtió en indefinido el concierto que regula las relaciones fiscales entre el Estado y Euskadi.
Tocar, por tanto, el concierto no es fácil y abre el debate pasional sobre el fuero, pero es que tampoco es necesario hacerlo si lo que se pretende en realidad es cambiar el huevo, esto es, modificar las aportaciones de las haciendas forales a la caja común del Estado. Para eso hay que recurrir a un segundo instrumento, el sistema del cálculo del cupo a través del que se determina la cantidad que el País Vasco debe ingresar cada año en la Hacienda estatal. Ahí es donde está la letra pequeña. Sin tocar una coma del concierto, una modificación del cupo puede hacer que Euskadi aporte más o menos dinero.
En cuestiones con aspecto técnico con las que se fija el cupo, como los ajustes del IVA o la valoración de las competencias estatales, es donde han puesto el acento algunos expertos críticos con las cifras actuales de aportación vasca como Ángel de la Fuente o Javier Vicente Matilla, que consideran que una modificación de los criterios empleados cambiaría radicalmente los números, que serían mucho menos favorables a Euskadi. Cambiar el sistema de cálculo del cupo tampoco va a ser fácil porque las instituciones vascas no van a estar dispuestas a modificar un sistema tan beneficioso, pero en los partidos nacionales puede haber voluntad para dar pasos por ese camino. Un ejemplo: en 2013, cuando el entonces líder del PSC, Pere Navarro, cuestionó el concierto, el diputado socialista Ramón Jáuregui corrigió a su compañero pero admitió la necesidad de hacer un “recálculo” del cupo. Dicho con otras palabras, de conseguir que el País Vasco pague más a la caja común.

 

CATNLa independencia unilateral costaría hasta 5.000 millones al mes, según los asesores del Govern

El Consell Assessor per a la Transició Nacional ve viable un futuro Estado catalán independiente

El Consell Assessor per a la Transició Nacional (CATN) ha cifrado este lunes entre 4.500 y 5.000 millones de euros al mes el coste que tendría inicialmente para Catalunya declararse independiente sin acuerdo con el Gobierno central, un coste que, defiende, debería costearse con créditos, emisiones de deuda o bonos patrióticos.

Así consta en el informe sobre la viabilidad fiscal y financiera de una Catalunya independiente que el presidente del órgano asesor, Carles Viver Pi-Sunyer, ha entregado este lunes al Govern, que incluye dentro de esta cifra el coste que tendría para las arcas de la Generalitat hacer frente, entre otras cosas, a la Seguridad Social, las nóminas de los funcionarios y los asuntos exteriores.

Sin embargo, tras estos primeros meses en los que no habría una administración tributaria a pleno rendimiento, el informe sostiene que una hipotética Catalunya independiente tendría unas ganancias fiscales de alrededor de los 11.500 millones de euros, un 5,95% del Producto Interior Bruto catalán (PIB).

Caída de entre el 1 y el 2% del PIB si hay boicot

El Consell prevé una caída de entre el 1% y el 2% del PIB catalán si hubiera boicot comercial por parte del resto de España tras una hipotética independencia, una pérdida que “se vería compensada por la desaparición del déficit fiscal”. Así lo establece el informe sobre relaciones comerciales entre Catalunya y España. El documento niega así que la independencia de Catalunya conlleve un “escenario catastrofista basado en boicots sistemáticos y a gran escala a los productos catalanes”, tal y como señala, a su juicio, el informe sobre este aspecto realizado por el Ministerio de Exteriores.

El CATN defiende también que a largo plazo tendría mucha más importancia la capacidad de los exportadores catalanes para innovar y competir en el mercado internacional, así como las políticas que implementase un eventual nuevo Estado catalán. Aun así, el informe recomienda que en un primer momento se adopten medidas dirigidas a prevenir ese posible boicot, como cooperar con los sectores donde predominan los productos de consumo final con origen claramente determinable y cierto valor simbólico, como por ejemplo el cava.

El organismo ha concluido sus trabajos con la entrega al Govern de ocho informes y, según su presidente, el constitucionalista Carles Viver Pi-Sunyer, ha quedado demostrado que el proceso soberanista “es perfectamente posible y técnicamente se puede hacer, es viable”.

Con la entrega de estos informes, el CATN acaba con 15 meses de trabajos, y según su presidente, durante este periodo se ha reflejado que aunque el proceso soberanista necesita tiempo, sería viable al menos a nivel técnico “pese a las dificultades” que hay sobre la mesa. En total, se han presentado ocho informes, que suman exactamente 1.366 páginas, sobre asuntos diferentes: Seguridad Social, defensa, relaciones comerciales entre un eventual Estado catalán y el resto de España, autoridades reguladoras y otras estructuras administrativas que deberían crearse para cumplir con las normativas europeas, integración en la comunidad internacional, poder judicial, sucesión de ordenamientos y viabilidad fiscal y financiera.

En cuanto a defensa, el informe no concreta si un eventual Estado catalán debería tener ejército o no: sí que dice que deberían reforzarse las funciones de los Mossos, coordinarse más con las policías locales, fomentar las relaciones con Estados Unidos, ser miembro de la Organización de Seguridad y Cooperación en Europa (OSCE) y valorar el papel que tiene en la actualidad la OTAN a favor de la paz.

Sobre Seguridad Social, los expertos aseguran que sería viable, y también piden crear un ente regulador especializado en los diferentes sectores que la UE exige crear en sus normativas, que tendría carácter multisectorial: energía, telecomunicaciones, transporte ferroviario, sistema financiero, correos y residuos nucleares.

Concluyen también que una declaración unilateral de independencia no es ilegal de acuerdo con el derecho internacional, “aunque pueda contradecir de forma clara el derecho interno” del Estado al que se pertenecía hasta la secesión, y detallan qué procesos debería seguir Catalunya para ingresar en organismos multilaterales internacionales, como la ONU, el FMI, el Banco Mundial, la FAO, la OMS, la Unesco y el Consejo de Europa, entre otros.

Sobre la administración judicial, aseguran que lo mejor sería que en el periodo de Transición se reforzase la sala de gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) y que sea una eventual Constitución quien determine las características del nuevo sistema.

Sobre ámbitos en los que el Parlament nunca ha regulado porque no tiene competencias, abogan por aprobar una ley provisional para que hasta que no se legisle al respecto, en un primer momento siga vigente la legislación española en estas respectivas áreas.

Màrius CarolConsenso sobre las balanzas fiscales, de Màrius Carol

Por primera vez un gobierno del Partido Popular, en este caso el de Mariano Rajoy, ha reconocido que existe un importante déficit fiscal en Catalunya con respecto al conjunto del Estado. Este es un hecho positivo de cara al acercamiento de posiciones para reequilibrar la solidaridad interterritorial en España, aunque aún hará falta negociar mucho sobre sistemas de cálculo y sobre cantidades, ya que también hay grandes diferencias entre las cifras que presenta el Gobierno y las de la Generalitat.

El equipo de expertos designado por el Ministerio de Hacienda ha determinado que la relación entre la contribución de Catalunya a las arcas del Estado en el 2011 y lo que esta comunidad recibió de aquel arroja un saldo negativo de 8.455 millones de euros, calculado por el método conocido como carga-beneficio. Este déficit fiscal es inferior en 2.632 millones a los 11.087 millones (5,7% del PIB) estimados por la Generalitat.

Los expertos de Hacienda han obviado calcular las balanzas por el método de los flujos fiscales, cuyo resultado ofrece un déficit fiscal mucho mayor, cifrado por la Generalitat en 15.006 millones de euros, que suponen el 7,7% del PIB. Es censurable que estos expertos no hayan realizado también este ejercicio. Los resultados de la Generalitat por este método son muy similares a los que en el 2008 obtuvo el entonces vicepresidente económico socialista, Pedro Solbes, cuando presentó las balanzas fiscales referidas al 2005.

El trabajo realizado por los expertos de Hacienda se refiere únicamente al año 2011, sin aportar ninguna serie histórica, por lo que es muy probable que refleje algunas distorsiones, como pueda ser el excesivamente elevado déficit fiscal atribuido a la comunidad autónoma de Madrid, estimado en 16.723 millones -muy superior al de Catalunya- y calculado por el citado método de carga-beneficio, que le resulta muy beneficioso. La tercera comunidad autónoma con mayor saldo fiscal negativo es la Comunidad Valenciana (2.000 millones), seguida de Baleares (1.400 millones).

La acumulación anual de déficits fiscales provoca una merma de ingresos para las comunidades más dinámicas que frena su crecimiento económico y, por ende, el del conjunto del país. Igualmente es necesario reequilibrar la solidaridad interterritorial para que, como consecuencia, no resulten perjudicados precisamente los ciudadanos de las comunidades que más aportan, como sucede en la actualidad -y muy especialmente- en el caso de Catalunya.

La equidad redistributiva y el desarrollo económico del país exige, después de más de treinta años de democracia, un sistema de financiación autonómico y una solidaridad interterritorial mucho más equilibrados. Pero su revisión -que es del todo urgente- debe hacerse sobre la base de la máxima información y de unas cuentas claras y transparentes.

Las balanzas fiscales presentadas ayer, pese a constituir un paso positivo, no responden a esta exigencia, ya que son incompletas y, a juicio de algunos analistas, adolecen de cierta tendenciosidad para minorar el déficit catalán. Por ello se hace necesario un consenso sobre el método de cálculo de las balanzas fiscales, que ofrezca unos resultados libres de toda sospecha. En último extremo, esta tarea debería encargarse a una comisión de expertos independientes, preferiblemente internacionales, con objeto de disponer de una herramienta de negociación objetiva y veraz.

balanzas-

¿Unas balanzas tendenciosas?

Madrid es la comunidad que acumuló mayor déficit en 2011 seguida de Catalunya según el cálculo del Gobierno | El experto en fiscalidad Albert Sagués, cuestiona el método utilizado

Las balanzas fiscales publicadas este miércoles por el Gobierno español se han calculado mediante el método de “carga-beneficio”, que redistribuye entre todas las comunidades aquellas inversiones que consideran que benefician al conjunto del país. El profesor del Máster en fiscalidad de la UPF School of Management, Albert Sagués, avisa de que se trata de un método “subjetivo” y lamenta que no se haya efectuado el cálculo también con el método de flujo monetario, que se limita al saldo entre impuestos pagados al Estado e inversiones recibidas. “Son datos incompletos o tendenciosos”, ha apuntado Sagués, que ha atribuido esta parcialidad a la campaña recentralizadora del Ejecutivo. El profesor ilustra que, con el método utilizado, una inversión en equipamientos culturales de Madrid –que da beneficios y puestos de trabajo a esta comunidad- se repartirá entre todas las comunidades, con lo cual el déficit de la capital quedará sobredimensionado y el del resto del territorio parecerá inferior al que es. “Podría hacerse todo en Madrid y el resto ser un desierto, pero como se reparte parecería que todo está bien”, advierte. “Parece que se han hecho para dar argumentos a quienes creen que Catalunya no tiene un déficit fiscal excesivo”, añade el profesor del área de Finanzas y Contabilidad en la escuela de negocios de la UPF, Oriol Amat. Según los datos de Hacienda, Madrid es la comunidad autónoma que acumuló un mayor déficit fiscal en 2011, con un saldo negativo de 16.700 millones de euros. Le siguen Catalunya, con 8.455 millones de déficit, y Valencia, con 2018 millones. Estas cifras distan de las publicadas por la Generalitat hace un mes y medio cifran el déficit fiscal en Catalunya entre 11.000 millones –carga-beneficio- y 15.000 millones –flujo monetario-. Sagués estima que, si la diferencia entre los datos de ambas administraciones es del 23% con el primero de los métodos, si se aplica el mismo diferencial a los resultados del flujo monetario publicados por Catalunya, se estaría hablando de un déficit de 11.500 millones. Amat pide esperar a ver cuáles son las correcciones que el Gobierno ha aplicado respecto al cálculo de la Generalitat antes de hacer una valoración definitiva, pero aboga porque en futuras ediciones se consensue el método que se utiliza y las hipótesis a las que se quiere dar respuesta. Por su parte, Sagués augura que el Ejecutivo que lidera Mariano Rajoy utilizará los datos obtenidos para culpar a las autonomías del déficit del Estado ante la Comisión Europea, ya que los resultados muestran cómo el déficit de la administración central retrocede a buen ritmo mientras que las autonomías permanecen estancadas.

Joan-TardaERC constata el desfase de la balanzas en Catalunya pese a las “trampas” de Montoro

 

Tardà considera demostrado con los datos de Hacienda el “enorme desequilibrio” entre lo que Catalunya paga y lo que recibe El diputado de ERC, Joan Tardà, ha considerado este miércoles que, “pese a las trampas del señor Montoro en el solitario de las balanzas fiscales”, ha quedado demostrado el desfase existente entre lo que pagan y reciben los catalanes. Tardà se ha referido a los datos de las balanzas fiscales hechos públicos en declaraciones a los periodistas antes de asistir a la reunión de la Diputación Permanente del Congreso. Según el informe del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas sobre las balanzas fiscales, con datos de 2011, Madrid, Catalunya y la Comunidad Valenciana son las autonomías con mayores saldos fiscales negativos. Madrid aporta 16.723 millones de euros más de los que recibe, lo que duplica el saldo fiscal negativo de Catalunya, que es de 8.455 millones, mientras que el de Valencia es de 2.018 millones, según el informe. El dirigente de ERC ha considerado demostrado con esos datos el “enorme desfase y desequilibrio” entre lo que Catalunya paga y lo que recibe. Tardà se ha referido también a la reunión que mantendrán en el Palacio de la Moncloa el próximo 30 de julio el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y el de la Generalitat, Artur Mas, para subrayar que ERC sólo espera que el jefe del Ejecutivo central se comporte como David Cameron. Tras esa referencia a la decisión de Cameron de permitir un referéndum en Escocia sobre su independencia, Tardà ha pedido a Rajoy que “no ponga puertas al campo y, de una vez por todas, entienda que la democracia es imbatible”. “Los catalanes -ha añadido- queremos ejercer el derecho a decidir y lo haremos”. Mas -balanzasMas acusa al Gobierno de calcular un modelo de balanzas fiscales por “interés político” El president afea que sólo utilicen el método de carga-beneficio ya que con el método de flujo monetario el déficit fiscal de Catalunya se dispara

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha acusado este miércoles al Gobierno central de calcular las balanzas fiscales sólo con el método de carga-beneficio por “interés político”, ya que siguiendo el método de flujo monetario el déficit fiscal de autonomías como Catalunya se dispara. En respuesta a una pregunta del líder de C’s, Albert Rivera, en la sesión de control del Parlament, ha considerado “sospechoso” que los expertos que han calculado las balanzas fiscales para el Ministerio de Hacienda solo utilicen uno de los dos métodos. “Siempre hay que calcular los dos”, ha continuado el presidente catalán, que ha avanzado que la Generalitat analizará ahora a fondo los datos hechos públicos para observar las diferencias con las cifras que maneja el Govern. En su intervención, Rivera ha considerado que el déficit fiscal catalán que arrojan las balanzas del Ministerio de Hacienda “es normal en un país normal”, y ha asegurado que con los datos difundidos se ha agotado el discurso de que ‘España roba a Catalunya’. Mas ha criticado que Rivera dé crédito a los datos del Ministerio de Hacienda y en cambio cuestione los que presenta la Generalitat cada año, y que sitúan el déficit fiscal catalán en 2011 entre el 5,7% y el 7,7% del PIB de Catalunya. Según las cuentas públicas territorializadas presentadas este miércoles por el experto Ángel de la Fuente en el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, Catalunya tuvo un déficit de 8.455 millones de euros, situándose como la segunda autonomía con más diferencia por detrás de la Comunidad de Madrid. Mas-Colell también reclama calcular las balanzas con el método de flujo monetario Por su parte, el conseller de Economía, Andreu Mas-Colell, también ha reclamado al Ministerio de Hacienda que calcule las balanzas fiscales también con el método de flujo monetario, y no solo con el de carga beneficio. En declaraciones a los medios, ha lamentado que el Gobierno central afee a la Generalitat que dé prioridad al resultado que arroja el método de flujo monetario, y en cambio opte por publicar unas balanzas que solo se calculan por el de carga-beneficio, que rebaja el déficit fiscal de autonomías como Catalunya. “Nosotros hemos publicado siempre los dos, y yo reclamaría que se publiquen los dos”, ha continuado Mas-Colell, que ha reaccionado así a la publicación este miércoles de las balanzas fiscales que ha hecho el experto Ángel De la Fuente en el Ministerio de Hacienda. Los datos del Ministerio cifran en 8.455 millones de euros el déficit fiscal catalán en 2011, situando Catalunya como la segunda autonomía con un déficit más alto por detrás de la Comunidad de Madrid y por delante de la Comunidad Valenciana y Baleares, las únicas cuatro autonomías que reciben menos de lo que aportan. El conseller ha celebrado que el Ejecutivo central haya hecho públicos sus datos porque favorecen la discusión y el análisis, y ha avanzado que el Govern los estudiará “línea por línea” para ver si reafirma sus cifras, revisa algún dato o sugiere que es el Gobierno de Mariano Rajoy quien lo debe revisar. Las balanzas presentadas en junio por la Generalitat situaban el déficit fiscal catalán en 2011 en 11.087 millones de euros -siempre según el cálculo de carga-beneficio-, casi un 25% por encima de los datos ofrecidos este miércoles por el Gobierno central. Si se atiende al método de flujo monetario, las cifras de la Generalitat elevan el déficit fiscal catalán en 15.006 millones de euros, una cantidad que equivale al 7,7% del PIB y que no se puede comparar con los datos del Ejecutivo central porque no analizan este método. No compararse con otras autonomías Mas-Colell ha descartado valorar que la Comunidad de Madrid tenga un déficit superior al de Catalunya -se sitúa en 16.723 millones- para “no caer en la trampa” de generar conflictos interterritoriales tal y como pretende, a su juicio, el Gobierno central. Sobre si estos datos avalan la petición de una mejora de la financiación para Catalunya, ha remarcado que, como mínimo, admiten que Catalunya aporta más de lo que recibe, y demuestran que las autonomías requieren de más recursos.

Montoro1El déficit fiscal de Catalunya es de 8.455 millones según las balanzas del Gobierno

delaFuenteLa comunidad con mayor saldo negativo es Madrid, con 16.700 millones, seguida de Catalunya, Valencia (2.000) y Baleares (1.400 millones) | Los cálculos del Ejecutivo central rebajan en 7.000 millones los de la Generalitat

El Gobierno central ha publicado por fin sus balanzas fiscales, las llamadas cuentas territorializadas que el Ejecutivo de Mariano Rajoy prometió hacer públicas y que encargó a un elenco de expertos. Según estos cálculos, el déficit fiscal de Catalunya es de 8.455 millones de euros (4,35% de su PIB), lejos de los 15.000 millones que publicó el Departament de Economia de la Generalitat, hace apenas un par de meses. Pese a la diferencia entre ambos datos, es conveniente especificar que el cálculo del Ejecutivo central se realiza a través del método carga beneficio, que trata de ver cómo impacta el gasto público en el bienestar de los residentes de un territorio mediante una ponderación de datos. Con este método, la Generalitat calculó un déficit fiscal catalán menor, de 11.087 millones, lo que supone el 5,7% del PIB. Por tanto, la diferencia entre la cifra divulgada hoy y la que calculó el Govern con el mismo método es de 2.632 millones. Los 15.006 millones declarados por Mas-Colell en junio eran fruto del cálculo a través del método de flujo monetario, un parámetro que el Gobierno evita en sus números por considerarlo inadecuado. Este método vincula el origen territorial del dinero público y el lugar en el que la administración lo gasta. Los datos divulgados por Hacienda señalan que Catalunya es la segunda autonomía más perjudicada fiscalmente, por detrás de Madrid, que lidera el ranking con más de 16.700 millones (8,8% del PIB). Tras Catalunya se sitúan Valencia y Baleares, la primera con un déficit fiscal de 2.018 millones (2% del PIB) y 1.483 millones (5,7% de su PIB), respectivamente. En el otro lado de la balanza, Andalucía (7.421 millones), Canarias (4.054), Castilla y León (3.929) y Galicia (3.240) son las que salen más beneficiadas de este cálculo. El resto de autonomías también tienen un saldo positivo: Extremadura (2.991 millones), Castilla-La Mancha (2.043), Asturias (1.666), País Vasco (1.576), Ceuta y Melilla (702), Aragón (633), Cantabria (205), Murcia (173), Navarra (35) y La Rioja (12). Las balanzas que presentó el conseller de Economía, Andreu Mas-Colell en junio respecto al mismo año 2011 apuntaban a que el déficit fiscal de Catalunya con el Estado alcanzó los 15.006 millones de euros, lo que equivale al 7, 7% del PIB catalán. A diferencia del grupo de expertos contratados por el Ministerio de Economía, la Generalitat utilizó el método del flujo monetario, y no el de carga beneficio, que es la base del cálculo del Ministerio de Economía y que imputa a todos los ciudadanos de Estado las inversiones que se hacen, por ejemplo, el Museo del Prado o el Aeropuerto de Barajas. De la Fuente aboga por reformar el sistema de financiación porque no hay igualdad de servicios entre regiones El profesor Ángel de la Fuente, uno de los integrantes del grupo de expertos a los que el Ministerio de Hacienda encargó el cálculo de las balanzas fiscales, considera que el actual sistema de financiación es “muy malo” y debería ser reformado porque no respeta el principio de igualdad entre todas las regiones. En la rueda de prensa en la que ha presentado el resultado de las cuentas públicas territorializadas, De la Fuente ha pedido desligar este balance del sistema de financiación y ha explicado que sólo un 17% o 18% del saldo fiscal positivo o negativo es achacable a la financiación autonómica. Sin embargo, ha reconocido que siguen siendo cifras “preocupantes” porque reflejan diferencias de hasta 30 puntos entre comunidades autónomas. “Si queremos que los ciudadanos tengan derecho y acceso a servicios parecidos en toda España, la financiación autonómica tendría que ser más uniforme de lo que es”, ha emplazado dejando claro que esta es su posición personal y no tiene nada que ver con el Ministerio de Hacienda. El profesor del CSIC ha insistido en que no existe el grado de igualdad “deseable” en el acceso a los servicios públicos entre regiones, una desigualdad que aumenta si se incluye a las dos autonomías con regímenes forales, País Vasco y Navarra. Y considera que autonomías como Cataluña o Madrid tienen razón en pedir una reforma del sistema de financiación porque es “malo”, pero no porque sean las más perjudicadas. En este sentido, ha analizado el sistema de las dos regiones forales y ha explicado que, a su juicio, el problema no es tanto su régimen fiscal propio sino el método de cálculo del cupo. “Bastaría con aplicar la ley del convenio, establece unos criterios razonables para calcular el cupo”, ha señalado. Sin embargo, ha rechazado la posibilidad de que se pudiera pactar un sistema similar con Catalunya, ya que considera que después lo pedirían también la Comunidad de Madrid y el resto de regiones “ricas”. “Si los ricos piden quedarse cada uno con su dinero, no hay nadie que aporte a la caja común”, ha avisado reconociendo que eso es “muy difícil de aceptar”. Para Ángel de la Fuente, la solución pasaría por el establecimiento de un sistema “transitorio” que ayude a reducir las diferencias entre autonomías. El mecanismo sería el inicio de una senda “gradual” para no reducir a nadie su presupuesto de forma drástica, de manera que durante un periodo de tiempo “los que están peor crezcan un poco más de la media y los que mejor un poco menos”. Mas-CollellLa Generalitat cifra en 15.006 millones el déficit fiscal de Catalunya en 2011

“En Catalunya nos pagamos todo lo que recibimos y lo hacemos con creces”, dice el conseller Mas-Colell El Departament d’Economia i Coneixement de la Generalitat de Catalunya cifra entre 11.087 millones y 15.006 millones el déficit fiscal de Catalunya con el Estado en 2011, dos cantidades que dependen del método de cálculo que se emplee. Según los datos aportados por la Administración catalana, el déficit fiscal en 2011 se situaba entre el 5,7% y el 7,7% del PIB de Catalunya. El conseller d’Economia, Andreu Mas-Colell, ha sido el encargado de presentar este jueves en Barcelona las balanzas fiscales de Catalunya, y lo ha hecho junto al director general de Análisis y Seguimiento de las Finanzas Públicas, Ivan Planas, y la subdirectora general de Financiación Autonómica, Montserrat Bassols. Las balanzas fiscales se calculan utilizando dos métodos. Con el método de flujo monetario, es decir, aquel que vincula el origen territorial del dinero público y el lugar en el que la administración lo gasta, Catalunya aporta el 19% de los ingresos totales del Estado y, por el contrario, recibe el 14% del gasto total. Las cifras, según los datos de la Generalitat, indican que la contribución de Catalunya al Estado es superior a su peso en el PIB estatal, que se sitúa en el 18,6% en 2011, y lo recibido no alcanza al peso de población sobre el conjunto estatal, que es del 16%. Con el otro método de cálculo empleado, el llamado de carga beneficio, que trata de ver cómo impacta el gasto público en el bienestar de los residentes de un territorio mediante una ponderación de datos, el déficit fiscal catalán cae hasta los 11.087 millones, lo que supone el 5,7% del PIB. Mas-Colell ha señalado que en el periodo entre 1986 y 2011, Catalunya sufre un déficit fiscal medio anual del 8% del PIB. En el documento se señala que el déficit fiscal por persona (en valores reales de 2011) “se ha doblado en los últimos 26 años y ha pasado de 1.071 euros en 1986 a 2.055 euros en 2011”. “España nos frena”, ha señalado el conseller catalán preguntado por el resultado de las balanzas fiscales, que arroja un nuevo año un elevado déficit. “Catalunya es contribuyente neto en términos fiscales y además de modo generoso”, ha explicado el conseller. “En Catalunya nos pagamos todo lo que recibimos y lo hacemos con creces. Hay una muy generosa contribución a la bolsa común. Si se quiere pensar que esto es natural dado que estamos por encima de la media española en niveles de renta, no lo discutiré, pero no somos la CCAA más rica. Estamos por encima de la media, pero somos la cuarta CCAA en riqueza”, ha dicho Mas-Colell. El conseller ha querido manifestar su opinión acerca de diversas cuestiones en la presentación de las balanzas fiscales. Por un lado, ha querido señalar que “este año debería entrar en funcionamiento el nuevo sistema de financiación autonómica, aunque no creo que lo haga… y en 2015 tampoco”. Por otro lado, Mas-Colell ha alertado acerca del proceso “centralizador” del Gobierno de Madrid en materia de financiación. “La situación es clara”, ha señalado. “El reparto competencial asigna pilares básicos del estado de bienestar. El sistema de financiación autonómico debe cubrir estas necesidades y actualmente no lo hace. Las CCAA necesitan más recursos de los que ahora tienen”, ha dicho Mas-Colell. “A medio plazo -ha insistido el conseller- las cosas son muy claras: o las CCAA reciben más recursos para que pueda mantenerse el estado de bienestar o se irá de facto a un nuevo reparto competencial. El Gobierno central querrá sobrepasar su capacacidad de canalización de recursos porque no creo que quiera un deterioramiento espectacular de la salud, la educación, etcétera. Es decir, vamos a una financiación centralizada de los servicios públicos”, ha advertido el titular de Economia de la Generalitat. En cuanto a la reforma fiscal, Mas-Colell ha expresado “angustia y preocupación”. “El problema central del sistema de fiscalidad española es que tiene unos tipos a niveles europeos y recauda a niveles muy alejados de los europeos. Es dinero que se debe encontrar para mantener el estado de bienestar. Da la impresión, cada vez más, que el eje central de la reforma fiscal se toma pensando a corto plazo y con interés electoral con el objetivo de bajar impuestos”, ha dicho Mas-Colell. “Creo que el tema es que a igualdad de impuestos se debe recaudar más. No hay que reconstruirlo todo. Apretarán la financiación autonómica para conseguir bajar impuestos antes de las elecciones”, ha afirmado el conseller.

Mas-Collell El Gobierno podría publicar las balanzas fiscales antes del encuentro entre Mas y Rajoy

El Ejecutivo pretende cargarse de argumentos para señalar que, si bien es necesario un cambio de sistema, el alcance del mismo no debe ser de tanto calad El Gobierno central tiene previsto publicar esta misma semana las llamadas balanzas fiscales, previsiblemente este miércoles, en la vigilia de la reunión entre el presidente Mariano Rajoy y el de la Generalitat, Artur Mas. Según informa ‘El Periódico de Catalunya’, la intención del Ejecutivo es publicar las cuentas territorializadas como antecedente o colofón a la esperada entrevista entre ambos líderes, puesto que dicha información se viene retrasando desde hace meses, desde que el propio Ejecutivo central anunciara el compromiso de difundir las cifras del déficit fiscal de las autonomías, eso sí, bajo un nuevo método de cálculo (carga/beneficio, en lugar de flujo monetario). Si no hay cambios de última hora, las cifras de las esperadas balanzas fiscales verán la luz al fin en un momento clave, no sólo por la próxima reunión de Mas y Rajoy, sino también por el elevado tono de las quejas autonómicas por el necesario recambio del sistema de financiación, un cambio que debería ponerse en práctica este año y que el propio Ejecutivo central ya ha anunciado que no acometerá hasta el próximo ejercicio. Con el sistema de financiación en el punto de mira y el envoltorio del proceso soberanista catalán, que amenaza con extenderse al País Vasco, el Gobierno pretende cargarse de argumentos para señalar que si bien es necesario un cambio de sistema, el alcance del mismo no debe ser de tanto calado como el que algunos exigen. El Ejecutivo ha puesto en manos de un grupo de expertos liderados por el economista investigador del CSIC Ángel de la Fuente, la misión de hacer los números que sirvan para corregir el sistema y aportar posibles fórmulas que aporten mayor equilibrio. Tras realizar un primer informe de unas 700 páginas, De la Fuente ya advirtió de que la financiación de las grandes comunidades autónomas como Catalunya o Madrid está en el promedio y apenas cambiaría su situación con la nueva metodología. El investigador citaba como las mejores financiadas a Navarra y País Vasco gracias al concierto económico, aunque ha subrayado que la solución no pasa por la extinción de este acuerdo. Los datos del equipo del Gobierno contrastan con los de la Generalitat, que hace apenas un mes publicó sus propios cálculos. Según el Departament d’Economia i Coneixement la cifra del déficit fiscal de Catalunya rondaba entre los 11.087 millones y los 15.006 millones, dos cantidades que dependen del método de cálculo que se emplee. Según los datos aportados por la Administración catalana, el déficit fiscal en 2011 se situaba entre el 5,7% y el 7,7% del PIB de Catalunya

Mas-Collell“EL conseller Mas-Colell presentó ayer el estudio sobre las balanzas fiscales encargado a un grupo de expertos que contabilizan la carga económica que suponen para los ciudadanos catalanes las políticas de solidaridad interterritorial. Según el citado trabajo referido al año 2011, la relación entre la contribución de Catalunya a las arcas del Estado y lo que esta comunidad recibe de aquel arrojó un saldo negativo de 15.006 millones de euros, si se contabilizan por el sistema de flujos monetarios, o de 11.087 millones también negativos si se aplica el criterio de carga-beneficio. Esto supone un déficit que se sitúa entre el 5,7% y el 7,7% del PIB catalán, según sea el modelo de análisis empleado.

“Las cifras aportadas por el citado estudio no difieren demasiado de las aportadas en el 2008 por el entonces ministro de Economía, Pedro Solbes, que cifró el déficit fiscal catalán del 2005 entre 11.145 millones y 14.807 millones. Tampoco varían respecto de las aportadas por la Generalitat respecto del año 2010, según las cuales el saldo negativo estaría entre los 11.218 millones y los 16.543 millones. El leve descenso experimentado en los datos aportados ayer se debería, según el conseller, al menor déficit fiscal acumulado por la Administración central en el 2011. El conseller se refirió asimismo a un estudio sobre el periodo 2006-2009, que señala que la relación fiscal del Estado con respecto a Catalunya generó un déficit a esta comunidad de entre el 7,9% y el 8,4%.

“Todos estos datos sitúan el saldo fiscal negativo anual entre el Estado y la comunidad catalana en una media del 8%, lo que lleva a la conclusión de que es necesario revisar a fondo los sistemas de financiación de las comunidades, así como la solidaridad interterritorial. Una merma de 8 puntos porcentuales del PIB por año crea unos desequilibrios que a la larga se convierten en un obstáculo para el crecimiento económico. Mas-Colell argumenta que el sistema de financiación es insuficiente para cubrir los gastos generados por las competencias autonómicas y que el modelo actual constituye un freno para Catalunya.

“El Gobierno central tiene previsto presentar sus balanzas fiscales, elaboradas con otra metodología, antes del verano. Y es de prever que su conclusión sea diferente a la del Ejecutivo catalán. Pero más allá de los conflictos entre diferentes administraciones, es un clamor en Catalunya -y también en otras comunidades- la necesidad de abordar cuanto antes la reforma del sistema de financiación para afrontar con realismo la situación de las finanzas autonómicas.

La Generalitat cifra en 15.006 millones el déficit fiscal de Catalunya en 2011. “En Catalunya nos pagamos todo lo que recibimos y lo hacemos con creces”, dice el conseller Mas-Colell

El Departament d’Economia i Coneixement de la Generalitat de Catalunya cifra entre 11.087 millones y 15.006 millones el déficit fiscal de Catalunya con el Estado en 2011, dos cantidades que dependen del método de cálculo que se emplee. Según los datos aportados por la Administración catalana, el déficit fiscal en 2011 se situaba entre el 5,7% y el 7,7% del PIB de Catalunya.
El conseller d’Economia, Andreu Mas-Colell, ha sido el encargado de presentar este jueves en Barcelona las balanzas fiscales de Catalunya, y lo ha hecho junto al director general de Análisis y Seguimiento de las Finanzas Públicas, Ivan Planas, y la subdirectora general de Financiación Autonómica, Montserrat Bassols.

Las balanzas fiscales se calculan utilizando dos métodos. Con el método de flujo monetario, es decir, aquel que vincula el origen territorial del dinero público y el lugar en el que la administración lo gasta, Catalunya aporta el 19% de los ingresos totales del Estado y, por el contrario, recibe el 14% del gasto total. Las cifras, según los datos de la Generalitat, indican que la contribución de Catalunya al Estado es superior a su peso en el PIB estatal, que se sitúa en el 18,6% en 2011, y lo recibido no alcanza al peso de población sobre el conjunto estatal, que es del 16%.

Con el otro método de cálculo empleado, el llamado de carga beneficio, que trata de ver cómo impacta el gasto público en el bienestar de los residentes de un territorio mediante una ponderación de datos, el déficit fiscal catalán cae hasta los 11.087 millones, lo que supone el 5,7% del PIB. Mas-Colell ha señalado que en el periodo entre 1986 y 2011, Catalunya sufre un déficit fiscal medio anual del 8% del PIB.
En el documento se señala que el déficit fiscal por persona (en valores reales de 2011) “se ha doblado en los últimos 26 años y ha pasado de 1.071 euros en 1986 a 2.055 euros en 2011”.
“España nos frena”, ha señalado el conseller catalán preguntado por el resultado de las balanzas fiscales, que arroja un nuevo año un elevado déficit. “Catalunya es contribuyente neto en términos fiscales y además de modo generoso”, ha explicado el conseller. “En Catalunya nos pagamos todo lo que recibimos y lo hacemos con creces. Hay una muy generosa contribución a la bolsa común. Si se quiere pensar que esto es natural dado que estamos por encima de la media española en niveles de renta, no lo discutiré, pero no somos la CCAA más rica. Estamos por encima de la media, pero somos la cuarta CCAA en riqueza”, ha dicho Mas-Colell.

El conseller ha querido manifestar su opinión acerca de diversas cuestiones en la presentación de las balanzas fiscales. Por un lado, ha querido señalar que “este año debería entrar en funcionamiento el nuevo sistema de financiación autonómica, aunque no creo que lo haga… y en 2015 tampoco”.

Por otro lado, Mas-Colell ha alertado acerca del proceso “centralizador” del Gobierno de Madrid en materia de financiación. “La situación es clara”, ha señalado. “El reparto competencial asigna pilares básicos del estado de bienestar. El sistema de financiación autonómico debe cubrir estas necesidades y actualmente no lo hace. Las CCAA necesitan más recursos de los que ahora tienen”, ha dicho Mas-Colell.

“A medio plazo -ha insistido el conseller- las cosas son muy claras: o las CCAA reciben más recursos para que pueda mantenerse el estado de bienestar o se irá de facto a un nuevo reparto competencial. El Gobierno central querrá sobrepasar su capacacidad de canalización de recursos porque no creo que quiera un deterioramiento espectacular de la salud, la educación, etcétera. Es decir, vamos a una financiación centralizada de los servicios públicos”, ha advertido el titular de Economia de la Generalitat.

En cuanto a la reforma fiscal, Mas-Colell ha expresado “angustia y preocupación”. “El problema central del sistema de fiscalidad española es que tiene unos tipos a niveles europeos y recauda a niveles muy alejados de los europeos. Es dinero que se debe encontrar para mantener el estado de bienestar. Da la impresión, cada vez más, que el eje central de la reforma fiscal se toma pensando a corto plazo y con interés electoral con el objetivo de bajar impuestos”, ha dicho Mas-Colell. “Creo que el tema es que a igualdad de impuestos se debe recaudar más. No hay que reconstruirlo todo. Apretarán la financiación autonómica para conseguir bajar impuestos antes de las elecciones”, ha afirmado el conseller.

Mas-Colell presenta la balanza fiscal de Catalunya en el Estado
El Gobierno presentará a finales de este mes de junio las nuevas cuentas públicas territorializadas en las que Catalunya queda muy por debajo de la media autonómica
http://www.lavanguardia.com/economia/20140602/54409534060/mas-colell-presenta-la-balanza-fiscal-de-catalunya.html

Mas-Colell advierte que un déficit de un 2% cada año no es sostenible

http://www.lavanguardia.com/politica/20140510/54406803120/mas-colell-advierte-que-un-deficit-de-un-2-cada-ano-no-es-sostenible.html

Setge 1714-Oriol Pi de Cabanyes: “El parlamentarismo catalán venía (y viene) de muy lejos. De las medievales Asambleas de Paz y Tregua que se convocaron por primera vez en Toluges (el Rosellón) en 1027. O, más propiamente, de las Cortes de Catalunya que comienzan hace exactamente ochocientos años en Lleida, cuando Jaime I hace su juramento también ante los representantes de los burgos, que son convocados por primera vez en aquel 1214. Lo que en Inglaterra no ocurre hasta 1265. Heredero de aquellas primitivas formas de protopactismo, el Parlament de Catalunya es el más antiguo de Europa.”

“Vos que sou igual que nos, però junts valem més que vos.”

1714-2014, de Albert Sánchez Piñol

La noche del 11 de septiembre del año pasado estaba escuchando una emisora de alcance estatal cuando intervino Antonio Bolaño, tertuliano exaltado, exasesor de Montilla, despachándose a gusto contra la exitosa manifestación. Bolaño describió Catalunya como un lugar tan enrarecido por los soberanistas, tan intelectualmente enloquecido, que algunos incluso mencionaban “barbaridades” como “republicanismo monárquico”. Al señor Bolaño alguien le tendría que haber dicho dos cosas. Una: que la expresión republicanismo monárquico es un término estrictamente académico que usan los historiadores para describir la filosofía política que imperaba en Catalunya antes de 1714. Y dos: que la ignorancia casi siempre va de la mano del ridículo.

Los hechos de 1714 han generado tantos esfuerzos revisionistas que es imposible resumir todos los argumentos del megáfono negacionista. He aquí los principales.

El discurso de Casanova el 11 de septiembre deja muy patente que los catalanes luchaban por el rey y por España. En efecto, el último alegato del gobierno catalán, en circunstancias extremamente patéticas, invoca que la lucha catalana es “por la libertad de toda España”. Lo que el revisionismo calla es que el significado de la palabra España era radicalmente diferente del actual. Los historiadores han definido la España de 1713 como un “Estado Compuesto”, un sistema de esencia confederal. Es decir, que la última proclama de Casanova era perfectamente coherente con la defensa de las Libertades y Constituciones.

En cualquier caso, ¿saben de dónde han sacado los autores revisionistas el fragmento de la proclama “españolista” de Casanova? De Castellví. Francesc de Castellví fue un exiliado austriacista que escribió las monumentales Narraciones históricas, guiado por el deseo de inmortalizar la lucha de los catalanes por sus libertades. ¿Qué hace el revisionismo? De las más de cinco mil páginas de Castellví toma un fragmento minúsculo y excluye las otras 4.999 páginas. Bravo. De hecho, la última Diada, el PP pagó para que la prensa catalana publicara ese fragmento, perfectamente descontextualizado. Esto es típico del procedimiento negacionista. Se coge un documento de época indudablemente auténtico, se extrapola y se obvian los miles de documentos que lo contradicen. Por decirlo de algún modo: imaginemos que existiera un parte meteorológico del 7 de diciembre de 1941, donde se indicara que aquel día hubo una gran tormenta en el Pacífico Oriental. La conclusión revisionista sería la siguiente: “El documento demuestra que los aviones no podían volar; en consecuencia, el ataque a Pearl Harbor nunca existió”.

La represión filipista no fue tan grave, y gracias al nuevo régimen Catalunya progresó económicamente. Que es como decir que el franquismo industrializó Catalunya. La historiografía moderna lo ha dejado muy claro: en la posguerra, Catalunya prosperó a pesar del nuevo régimen y no gracias a él. En cuanto a la represión borbónica, las últimas investigaciones apuntan que todavía fue más grave de lo que se creía. La práctica habitual del ejército borbónico consistía en quemar cualquier localidad donde se topara con una mínima resistencia. Una política de Estado basada en los incendios, las deportaciones y las ejecuciones. Ahora bien, elevando la anécdota a categoría, el partido Ciudadanos, en su página web “Vamos a contar diadas” llega a afirmar que “durante el sitio de Barcelona los pueblos del Pla de Barcelona no sólo acogieron sin problemas a las tropas sitiadoras, sino que los campesinos hicieron pingües negocios con ellas” (sic). Que a estas alturas de las investigaciones históricas Ciutadans continúe manteniendo una web como Vamosacontardiadas.com ya no es un fenómeno que se tenga que explicar desde la demagogia, sino por el psicoanálisis.

La enconada resistencia barcelonesa fue provocada por un puñado de aristócratas y políticos ambiciosos que manipularon a una chusma ignorante. Destaco este argumento porque tiene 300 años de vigencia. Los botiflers de la época ya lo mencionaban, y hoy en día, mira tú por donde, se afirma lo mismo del proceso soberanista. El problema es que tenemos las actas de las votaciones parlamentarias de la época: en primera instancia los nobles votaron en contra de que Barcelona resistiera, y sólo rectificaron por la presión popular.

El bando catalán sólo defendía un anticuado sistema de fueros medievales y privilegios nobiliarios. Es urgente, urgentísimo, recuperar Víctor Ferro y su El Derecho Público Catalán. Las Instituciones en Cataluña hasta el decreto de Nueva Planta (1987). Ferro ilumina el magnífico edificio que fueron las Constituciones, donde incluso se preveían medidas para limitar el poder real como el hábeas corpus. La guerra de Sucesión en la Península fue, de hecho, un conflicto entre dos modelos políticos. En Castilla imperaba un principio: “La palabra del rey es ley”. Y en cambio, en Catalunya, la figura real estaba más subordinada a las instituciones autóctonas. Por eso un autócrata como Felipe V se exclamaba: “Las últimas cortes me los han dejado (a los catalanes) más repúblicos que a los ingleses” (sic). Y es por todo ello que los historiadores se refieren al sistema catalán como “republicanismo monárquico”. ¿Lo entiende ahora, señor Bolaño, lo entiende?

0 comments